La cita es a las siete de la tarde en el lugar habitual, la Sala Caja Segovia, en la calle Carmen. Y el turno les toca, en esta ocasión, a dos poetas: José María Yagües y Fernando Zamora.

Fueron juntos al colegio en Palencia y, aunque uno es arquitecto y el otro cirujano, ambos aman el mundo de la poesía, de los objetos encontrados, de los objetos reciclados, en definitiva, poetas visuales.

José María Yagües y Fernando Zamora pertenecen a una rara estirpe de creadores que observan la vida en sesgo, a través del pálpito que desprenden los objetos cuando han dejado de cumplir la función inicial para la que fueron creados.

La poesía puede resumirse en una manera de mirar el mundo, un vuelo de altura para contemplar horizontes lejanos. Será un privilegio ver esos objetos que ellos trastocan y conocer los manantiales secretos en los que alimentan su pasión por la poesía.

La entrada es libre, hasta completar el aforo.