La Guía de Buenas Prácticas elaborada por la consultora Cifesal, en colaboración con la Unión de profesionales Trabajadores Autónomos de Castilla y León (Upta-CyL), que está dirigida especialmente a los trabajadores por cuenta propia del sector de la construcción constituirá una “herramienta” útil para que las que personas que se han quedado en paro como consecuencia de la crisis puedan “reciclarse” y “orientarse hacia un nuevo proyecto de futuro”.

Así lo ha explicado el secretario general de Upta en Castilla y León, Armando López, quien presentó este nuevo instrumento acompañado por el gerente del Servicio Público de Empleo, Germán Barrios, el director de la Fundación Autonómica para el Empleo, Carlos Díez Méndez, y el director de Estudios y Proyectos de Cifesal, José Madrigal.

En este sentido, López insistió en la importancia de poner a disposición de este colectivo una herramienta “sencilla” ya que el principal problema de los autónomos es el desconocimiento de las ayudas y de las posibilidades que tienen a la hora de iniciar un proyecto. Se trata, explicó, de poner en sus manos una “guía operativa y dinámica que le sirva para algo a un sector machacado por la crisis económica”. Es, por tanto, dijo “una elemento nuevo que les da la posibilidad de formarse y poder iniciar su futuro”. En este sentido, recordó que Castilla y León cuenta con 177.000 trabajadores autónomos, sin contar los agricultores, lo que supone el 23 por ciento de la población activa, casi seis puntos más que la media nacional.

 

La guía

La guía, financiada por el Servicio Público de Empleo, es “única” en su género y trata de “forma amena y didáctica” todos los aspectos que un trabajador autónomo debe saber para mejorar sus competencias profesionales y empresariales. Está organizada en seis capítulos: fiscalidad, contabilidad, laboral y seguridad social, prevención, medio ambiente, calidad, marketing y publicidad, innovación y nuevas tecnologías y formación y orientación laboral. En cada uno de ellos se describen las responsabilidades y obligaciones que debe cumplir, muestra un ejemplo de aplicación en la empresa, se valoran las dificultades y ventajas que ofrece, enuncia las referencias normativas y un modelo de evaluación. Finalmente, ofrece un ejemplo de buenas prácticas y un test de auto evaluación de los conceptos aprendidos. En total, se distribuirán gratuitamente 500 ejemplares en las sedes de Upta, así como en el Servicio Público de Empleo y las gerencias provinciales.

Para su realización, según explicó el director de de Estudios y Proyectos de Cifesal, se han entrevistado a empresarios, trabajadores autónomos y responsables asociativos del sector y se ha detectado que la orientación laboral de los trabajadores de la construcción es su principal déficit porque no saben cómo reorientar su vida laboral y sienten una “gran frustración”. También, se han puesto de manifiesto importantes carencias en los aspectos empresariales relacionados con el marketing.

DEJA UNA RESPUESTA