La Asociación de Usuarios Ave Segovia mostraron hoy su “indignación” por la pérdida de la conexión ferroviaria de Segovia con el norte de España. A través de un comunicado recogido por Ical, su presidente Luis Miguel Muñoz manifestó su oposición a esta medida que a partir del 17 de junio eliminará la parada en Segovia Guiomar de la linea Madrid-País Vasco.

Con la entrada en vigor de la nueva medida, el trayecto comenzará cinco minutos más tarde desde la estación Madrid Chamartín, eliminando la parada en la capital segoviana. “Por cinco minutos que ganan, los segovianos quedaremos aislados de buena parte de España”, manifestó Muñoz. En el mismo comunicado el presidente de la asociación de usuarios se preguntó “¿para qué queremos entonces una estación de Alta Velocidad?” y se negó rotundamente a “ser un apeadero entre Madrid y Valladolid, que es lo que parece que Renfe y el Ministerio de Fomento han querido siempre para Segovia”.

En este sentido Muñoz apuntó que “el perjuicio es tanto para los usuarios segovianos que viajan habitualmente o por motivos vacacionales al norte de España, como para los turistas de Burgos, Miranda de Ebro, Vitoria-Gasteiz, Zumarraga, San Sebastián, Irún, Hendaya, Tolosa y Bilbao que ya no podrán coger el tren en su ciudad y bajarse en la nuestra. Esto es sin duda un perjuicio enorme para la economía segoviana ya que vivimos del turismo y eliminar trenes con destino Segovia sin duda hará que nos visiten menos turistas con el consecuente perjuicio para nuestra ciudad”.

Para finalizar, la Asociación Usuarios Ave Segovia solicitaron a Renfe que vuelvan a poner las paradas de estos trenes Alvia en Segovia “porque eso de que pasen los trenes y no paren no es forma de gestionar un transporte público”.