Unión Progreso y Democracia pide a la Junta de Castilla y León y al Ayuntamiento de Segovia que acuerden una solución consensuada para dotar de mayor seguridad a la Cuesta de los Hoyos. La formación política argumenta que, al igual que se estudia la posibilidad de construir una glorieta en la circunvalación de Zamarramala para reducir accidentes y mejorar la seguridad vial en ese tramo, se aproveche ‘este clima de concordia’ entre ambas instituciones, señala, para abordar con inmediatez otros problemas de este tipo como es el caso de la Cuesta de los Hoyos.

UPyD justifica que esta vía ejerce de cierre natural de circunvalación para los que pretenden evitar circular por el casco antiguo y une dos ejes principales de la ciudad, la Vía Roma y Ezequiel González. Este vial, añade, sigue siendo un tramo de alta siniestralidad debido, sobre todo, a su pavimento adoquinado, que unido a la humedad propia del valle, y a sus extensas zonas de umbría, producen que muchos meses del año se convierta en una pista de patinaje de alta siniestralidad. A ello debemos sumar,continúa UPyD, que es lugar de paso obligado para muchas ambulancias que se dirigen al Hospital General con el consiguiente trastorno para los enfermos trasladados, que son quienes padecen el mal estado del firme.

La formación política defiende que se debería levantar la prohibición de sustitución del adoquinado y permitir a la Junta la renovación del firme actual por un pavimento drenante y antideslizante que haga de la Cuesta de los Hoyos un lugar ‘más seguro y confortable’ para las personas y vehículos que circulan por ella.