La vicepresidenta primera y consejera de Medio Ambiente, María Jesús Ruiz, inauguró el segundo centro de recogida selectiva de residuos de la ciudad de Segovia para lo que se ha realizado una inversión de 255.000 euros, financiado en un 70 por ciento por la Administración autonómica y en un 30 por ciento por el Ayuntamiento. La actuación se enmarca en el Plan Regional de Residuos Urbanos y de Envases de Castilla y León 2005-2010, que tiene como objetivo la recogida selectiva y la implantación de puntos limpios en los municipios con una población superior a los 5.000 habitantes.

El nuevo Punto Limpio se ubica en Parcela 5 del Proyecto de Reparcelación del Sector 1 del P.A.U. de la Unidad Urbana 15 Gelco, siendo titular el Ayuntamiento de Segovia, es decir, el espacio municipal existente a la izquierda del actual Depósito para Vehículos al Final de su Vida Útil, del Vial Interpolígonos. El nuevo Punto Limpio se suma al ya existente en el paraje de El Peñigoso, en funcionamiento desde 2001 y al Punto Limpio Móvil, desde 2006, por lo que ahora mismo existen dos en cada extremo de la ciudad facilitando el depósito a los ciudadanos.

El nuevo centro se suma a los siete puntos limpios convencionales ubicados en las localidades de Cantalejo, Coca, Cuellar, El Espinar, Riaza, San Ildefonso-La Granja y el que ya funcionaba en Segovia capital. Además, existen otros cinco puntos limpios que sirven de almacenamiento y se destinan exclusivamente a recoger los flujos de residuos más importantes (tres a cinco contenedores). Dichas instalaciones se encuentran en Boceguillas, Los Huertos, Garcillán, Hontanares de Eresma y Sepúlveda.

La necesidad de ampliación de estas instalaciones han determinado que se haya licitado con un presupuesto de 386.812,79 euros la remodelación del centro de recogida existente en Los Huertos, con el fin de servir de base a la recogida a través de un punto limpio móvil, y se encuentra en estudio llevar a cabo una remodelación del punto limpio de Sepúlveda.

Con estas 13 actuaciones, gracias a una inversión superior a los dos millones de euros, se ha superado el objetivo de construir y poner en servicio todos los puntos limpios en poblaciones mayores de 5.000 habitantes (Segovia, Cuellar, El Espinar y San Ildefonso-La Granja), las cuales tienen la obligación de tener operativo un sistema de recogida selectiva.

Ruiz agradeció la labor de las administraciones locales y dijo que los ayuntamientos son los grandes gestores y actúan como punto de enlace con los ciudadanos. En este sentido explicó que en el caso de Segovia se ha cofinanciado con el Consistorio segoviano.

 

El Punto Limpio

En el recinto se pueden distinguir claramente dos zonas:

– La plataforma inferior, con contenedores metálicos para metales, maderas, escombros, plásticos reciclados, muebles, cartones, etc. Tiene un único acceso para turismos y vehículos pesados, encargados de proceder al vaciado y sustitución de los contenedores.

– La plataforma superior tiene acceso para vehículos turismo y peatones. Cuenta con un área de contenedores pequeños para la recogida de aceites minerales, baterías y residuos tóxicos domésticos como pinturas y disolventes; contenedores diversos para plástico, recipientes de aerosoles, fluorescentes y lámparas, medicamentos caducados, ropa usada, pilas, etc., así como contenedores para papel y cartón, vidrio y latas.

El centro de recogida selectiva dispone de un cerramiento perimetral con accesos para vehículos y peatones. Además cuenta con un edificio de servicios, desde donde se lleva a cabo el control del recinto, tanto para la recepción de residuos como la información a los usuarios. Está dotado de oficina, aseos – vestuario, además de adecuadas instalaciones eléctricas, sanitarias y de abastecimiento de agua.

Con el fin de crear un entorno agradable, las zonas no ocupadas por plataformas y viales se adecuan con un ajardinamiento de arbustos, setos, césped e instalación de riego.

Un punto limpio es un recinto cerrado y vigilado que permite a los ciudadanos depositar aquellos residuos del ámbito domiciliario, que por su naturaleza deterioran el medio ambiente cuando son eliminados con los residuos orgánicos que se generan en las casas o complican la gestión de los mismos. También se pueden depositar residuos que por su tamaño, o por cantidad no son recogidos por los servicios de recogida de basura con el objetivo de servir a los ciudadanos como centros de aportación voluntaria para la recogida selectiva de residuos.

 

Medio centenar en la Comunidad

Según sus cifras, Castilla y León cuenta con 111 puntos limpios gracias a una inversión próxima a los 21 millones de euros. En total, 49 poblaciones en Castilla y León, con más de 5.000 habitantes disfrutan de este tipo de instalaciones como consecuencia de la inversión realizada por la Junta.

Por otra parte, estas actuaciones se han completado con la financiación a los consorcios y diputaciones de la adquisición de un punto limpio móvil que permita la universalización de la recogida selectiva a todas las localidades en cada provincia. En este sentido, se han destinado 720.000 euros para la compra de este equipo en Ávila, Burgos, León, Segovia, Soria y Valladolid.

En esta línea, Ruiz recordó el compromiso de la Administración autonómica con el tratamiento adecuado de los residuos. Al respecto, señaló que la cofinanciación ahora es necesaria dado que se ha reducido la disponibilidad económica procedente de los fondos de cohesión. “Como saben ya no tenemos fondos, pues esta región ha dejado de ser Objetivo Uno, y en el caso de capitales de provincia cuando ya se realizan más instalaciones de las primeras, esta segunda se hace de forma conjunta”, concluyó.