El Gobierno tiene previsto invertir un total de 282,8 millones de euros en las carreteras de Castilla y León el próximo año, lo que supone un descenso del 58 por ciento respecto a la partida que destinó este año a este mismo fin, que fue de 674 millones de euros, según el proyecto de Presupuestos Generales del Estado para el próximo año, conocido por la agencia Ical. El descenso de 2011 se une al registrado ya en los presupuestos de este año año, que fue del 21 por ciento. Siete de cada diez euros se destinan a inversiones de conservación y explotación de las carreteras, que suman 196 millones, a los que hay que sumar otros 16,8 millones en inversión en reposición.

Las partidas más importantes en carreteras se destinarán al tramo de la autovía entre León y Valladolid que une la capital leonesa con Santas Martas, y que tiene presupuestado 7,8 millones de euros, mientras que el tramo del acceso al aeropuerto de Valladolid tiene asignado otros cinco millones. En total esta carretera suma 13 millones de euros, si bien en el propio presupuesto se contempla un incremento de inversiones hasta al menos 2014. Las otras partidas concretas significativas corresponden a la circunvalación de Burgos, con 25,5 millones de euros, para los tramos entre Villalbilla-Quintanadueñas-Villimar; el acceso sur de León, con más de 12 millones de euros; la ronda este de Valladolid, con 10,8 millones de euros, más otros 1,5 millones para la ronda sur. Otros proyectos importantes son los tramos entre Radona y Sauquillo del Campo (cuatro millones de euros) y entre esta localidad y Almazán (4,5 millones) de la A-15 (Soria-Medinaceli), la ronda norte de Zamora, con 2,1 millones de euros y el tramo entre Quinanilla y Quintanortuño de la A-73 (Burgos-Aguilar de Campo), con cinco millones.

El reparto de las inversiones de Fomento se produce en pequeñas partidas en diversos tramos, lo que complicará su ejecución. Así, la A-15 recibirá en total 11,2 millones de euros repartidos en 14 tramos concretos, que en su mayoría no pasan de una inversión prevista de 134.100 euros, insuficiente para ejecutar las obras. Otra de los proyectos que en los presupuestos figura con hasta 19 partidas concretas es la Autovía del Duero (A-11), que suman un total de 18 millones de euros , si bien las partidas más importantes son las citadas de la ronda este de Valladolid y la ronda norte de Zamora. El resto no llegan al millón de euros.

Así, por carreteras concretas, el Ministerio de Fomento tiene previsto invertir 13 millones para la A-60 (Valladolid-León), 11,2 millones, para la A-15, 18 millones para la Autovía del Duero, 6,3 millones para la A-73 (Burgos-Aguilar de Campoo), 1.851 para la A-12 (Burgos-Logroño), 81.000 euros para la A-40 (Ávila-Maqueda), 402.000 para la A-65 (Palencia-Benavente), 323.000 para la Autovía de Cantabria, 852.000 para la Ruta de la Plata, entre otros proyectos.