Durante la presentación de la campaña de Prevención de la Violencia de Género de las Juventudes Socialistas de Segovia, se ha recordado que a lo largo de 2009 han muerto según los datos del Instituto de la Mujer, 14 mujeres menores de 30 años a manos de sus parejas o ex parejas. “Un dato que, aunque mejora los del año anterior, sigue siendo muy preocupante, y demuestra que es necesario que se sigan poniendo en marcha campañas de sensibilización sobre este tema dirigidas a jóvenes”, declara su Vicesecretaria General, Lidia Merinero.

“Existe violencia de género en las relaciones adolescentes” afirmo de manera contundente Merinero. En 2009 han sido asesinadas cuatro jóvenes menores de 20 años, y cada año se recogen más de mil denuncias realizadas por mujeres menores de 18 años, casi 5.000 si ampliamos el dato hasta los 20”.

Así, la Secretaria de Igualdad de JSE ha mostrado su preocupación por el hecho de que un 32,1% de chicos y un 14,4% de chicas considere normal que un chico obligue a su novia a mantener relaciones sexuales con él en alguna ocasión, y ha resaltado como especialmente grave que el 80% de las chicas entre 15 y 19 años, y un 75% de los chicos no relacionen la falta de amor con el maltrato.

“Es decir, un 80% de las mujeres adolescentes piensan que se puede agredir, hacer sufrir y causar daño a alguien a quien se quiere, y no identifican las conductas de abuso psicológico, como el control del tiempo, de la ropa o de las amistades; la coacción, el chantaje, las amenazas, o los zarandeos a la pareja como violencia o agresión. Es más, desgraciadamente comportamientos que están en la base y en el inicio del problema, como los celos y el control exagerado, son para muchos adolescentes síntomas de amor y preocupación por la pareja, y no lo ven como el posible germen del problema”.

“Esta es la razón por la que insistimos en la puesta en marcha de campañas específicas contra la violencia de género en el noviazgo, y por la que este año hemos decidido insistir en una idea concreta, que donde hay violencia no hay amor”.