UPyD de Segovia denunció hoy que diferentes miembros del Consejo de Administración de Caja Segovia tales como el alcalde de Segovia, Pedro Arahuetes, el senador popular Javier Santamaría, o la diputada popular Beatriz Escudero, han realizado viajes por todo el mundo justificándolos como “jornadas de formación”. A través de un comunicado, la formación política incluye además a representantes de CCOO y de la Patronal, y denunció la existencia durante los viajes de programas alternativos para acompañantes, “normalmente sus esposas”.

El partido magenta aseguró tener conocimiento de viajes por zonas como La Patagonia en Argentina, París, Moscú o Florencia y en este sentido, consideraron que los viajes “son en realidad jornadas de formación simuladas y por lo tanto fraudulentas, que en realidad encubren una retribución especie no declarada”.

UpyD añadió que de comprobarse la comisión de “un posible nuevo delito de administración desleal y fraudulenta”, pedirán una investigación en los procedimientos abiertos frente a Caja Segovia y, eventualmente, frente a Bankia en la Audiencia Nacional.

“Es ineludible e inaplazable que nuestros máximos representantes, una Diputada, un Senador y el Alcalde de nuestra ciudad den las pertinentes explicaciones y asuman de una vez su responsabilidad política. Si es que aún mantienen un mínimo de respeto hacia los ciudadanos que están soportando la carga económica de una crisis en la que han sido protagonistas y cuyos derechos, como clase política, son los únicos que por decisión propia se están manteniendo” sostuvieron fuentes de la formación política.

 

Aclaraciones que no conducen a nada

Preguntado por los periodistas, el alcalde de Segovia, Pedro Arahuetes, señaló hoy que “no considero que esas actividades sean ilegales”. En todo momento, el edil transmitió su tranquilidad “en las cenas, comidas y viajes que en mi etapa se refiere”, y señaló que estas jornadas “se llevan haciendo en las cajas de ahorro toda la vida”. El regidor de la capital segoviana criticó que se pidan aclaraciones “fuera de toda lógica que no conducen a nada”.

En este sentido restó importancia a la denuncia de UPyD, señalando que “si es ilegal me parece muy bien que lo lleven a los juzgados y lo declaren ilegal, y añadió que las jornadas de formación eran conocidas por todos los entes públicos, apuntando que se hacía publicidad de las mismas e incluso se anunciaban a través de comunicados. “Han descubierto ahora el mundo, no fastidiéis”, apostilló.