El Gobierno central está ejecutando obras de construcción de la línea a lo largo de sus 166 kilómetros, que incluyen todos los tramos situados entre Valladolid, donde actualmente termina la línea de alta velocidad procedente de Segovia, y antes desde Madrid Chamartín, y el centro de León. Así, desde Fomento garantizan que la alta velocidad llegará a León dentro de la fecha prevista, según explicaron fuentes del Ministerio en un comunicado.

La línea que está construyendo el Ministerio de Fomento supondrá una inversión, desde Valladolid hasta la Variante de Pajares, de 3.953 millones de euros, de los que 926 millones están ya en marcha. Constará en su longitud de todas las condiciones para permitir la circulación de trenes a una velocidad máxima de 350 kilómetros por hora y constará de doble vía, con un ancho de vía internacional, una electrificación a 25 kV y 50 Hz y un sistema de control del tráfico ERTMS.

La semana pasada, además, Fomento adjudicó el proyecto de construcción de la Red Arterial Ferroviaria de Palencia, una actuación determinante para la llegada de la alta velocidad a León, y a la que el Gobierno destinará más de 26 millones de euros.

El Gobierno de España también está realizando todos los esfuerzos necesarios para hacer que los trenes lleguen también en León hasta la actual estación bajo tierra, garantizando una accesibilidad óptima a la estación de trenes, al tiempo que se elimina la mayor barrera urbanística para la ciudad.

En ese sentido, y al amparo del convenio suscrito entre el Ministerio de Fomento, la Junta y los ayuntamientos respectivos, se decidió en su día mejorar el resultado final de la integración ferroviaria, aumentando la longitud de soterramiento desde los 450 metros inicialmente previstos, hasta los 2.700 metros.

Las obras de soterramiento, que se ejecutarán próximamente, se complementarán además con la construcción de una nueva estación ferroviaria. Próximamente se licitará, en ese sentido, la redacción del proyecto de soterramiento de andenes. Hasta su finalización, prestará servicio la estación provisional que Fomento está construyendo en León, y en cuya ejecución se invertirán 3,22 millones de euros.

 

Corredor León-Asturias

Junto al compromiso del Gobierno para que el AVE llegue a la ciudad en 2012, el Ministerio de Fomento continúa avanzando para la definición del corredor entre León y Asturias. Ese mismo año entrará en servicio la variante de Pajares, que acortará sensiblemente los tiempos de viaje. El pasado mes de abril, además, se expuso a información pública el Estudio Informativo del tramo León-La Robla, añadieron las citadas fuentes.

León se convertirá además en el centro neurálgico del control del tráfico en el cuadrante noroeste de la Península, gracias al nuevo Centro de Regulación y Control, que se pondrá en servicio en 2012 tras una inversión de 12 millones de euros.