Javier Santamaría tiene la convicción de que Izquierda Unida está actuando “con informaciones no ajustadas a la realidad”. Así lo señalaba el presidente de la Diputación haciendo referencia a la carta que el grupo político de Izquierda Unida le remitía para pedir la destitución de José Carlos Monsalve de su cargo de diputado de Cultura y en relación con las críticas que el PSOE de la Diputación sacaba a la luz hace unas semanas sobre el “desmesurado coste” que ha supuesto la grabación de los discos del grupo ganador y finalistas del concurso Dipromusic.

Asímismo, ha señalado que tras revisar las facturas desglosadas facilitadas por la empresa que ha llevado a cabo todo los procesos hasta que el disco ha finalizado, la Diputación ha podido contrastar que la información de los socialistas no corresponden con la facilitadas por el sello musical “La información que el PSOE dio no es la que dice la casa que ellos le pasaron” apostillaba. Además ha señalado que las críticas fueron claramente electoralistas por la época próxima a las elecciones.

“Si comenzamos con un concurso vamos a empezarlo bien” ha señalado Santamaría quien explicaba que tanto el ganador, como los finalistas han llevado a cabo la grabación en la casa donde lo han hecho artistas como Raphael, Serrat o Sabina. “No les hemos buscado una casa y les hemos puesto un micrófono, hemos buscado el mejor sitio para ellos”.

Respecto al tema del nuevo director gerente del Teatro Gerente, ha comentado que por el momento habrá que esperar al nuevo presidente de la Diputación, Francisco Vázquez, para conocer quien será su sucesor. “Para nosotros lo mejor era tener un director de confianza pero habrá que esperar al nuevo presidente a ver que opina”.

 

“Decir una verdad a medias, es decir la mayor de las mentiras”

Por su parte, el diputado de Cultura, José Carlos Monsalve ha criticado la actitud de Juan José Sanz, portavoz del grupo socialista en la Diputación, de quien ha dicho “me ha defraudado porque lo consideraba una persona coherente».

Asímismo, ha explicado que con el desglose de datos facilitados por la productora se puede demostrar que las facturas no estaban infladas, algo con lo que «el portavoz socialista ha sembrado la duda». Para finalizar, señalaba su malestar por las acusaciones de los socialistas afirmando que «decir una verdad a medias, es decir la mayor de las mentiras».