La Bodega Venta Magullo, gran exponente en el diseño de los menús del Festival de Cocina Joven, ha desafiado a los amantes del buen vino a un reto de ‘Cata’ en formato Match Play, en el que los asistentes participaron en la degustación de diez vinos jóvenes, crianza, reserva y gran reserva de la Denominación de Origen Calificada Rioja y la Denominación de Origen Ribera.

La actividad, denominada ‘Duelo en la cumbre’, en la que reinó la deportividad, contó con la participación de las dos regiones vinícolas más relevantes de España donde además los asistentes disfrutaron de una tertulia “muy instructiva y deliciosa”.

Esta es la segunda actividad llevada a cabo en el Festival, que emplaza a los amantes del vino a su próxima propuesta el viernes 30 de noviembre a las 21.30 horas en su ‘Vino y Cocina, fusión y armonía’ para armonizar el menú de Óscar Calle, con una cata comentada en una experiencia “sensorial y didáctica”.