Mariano Rajoy ya es el sexto presidente del Gobierno español. 187 votos han sido positivos; 149 negativos; y 14 abstenciones. Una situación previsible por la mayoría absoluta con la que contaba el líder del Partido Popular de 176 votos quien finalmemte ha contado con 11 votos más. El ‘diputado 146’, Miguel Ángel Heredia, ha sido el primero en ejercer este voto por llamamiento. Después de él le han seguido los 350 diputados restantes. Solo Foro Ciudadano y UPN lo han apoyado como nuevo presidente; por su parte PSOE, Izquierda Plural, ERC, CiU, Geroa Bai, BNG, Compromis y UPyD han votado en contra de su nombramiento; y CC, PNV, y Amaiur se han abstenido.

Rajoy ha posado con la que será la cartera de presidencia una vez ha saludado a los miembros del hemiciclo. Entre ellos, el primero de ellos ha sido su predecesor José Luis Rodríguez Zapatero, los líderes de los partidos políticos y el resto de los miembros del Partido Popular.

Sus primeras declaraciones manifiestan su alegría por comenzar un trabajo con el que señala, defenderá sus ideas. Asímismo ha celebrado haber ganado la confianza de los españoles y su determinación por llevar a España hacia delante. Además ha rubricado que mañana por la noche comunicará, después de hacerlo al Rey, los que serán los miembros de su equipo.

Mañana, Mariano Rajoy acudirá a su cita con el Rey Don Juan Carlos para comunicarle oficialmente la decisión del Congreso de los Diputados y jurar su cargo; será  entonces cuando se haga efectivo por completo el traspaso de la presidencia del Gobierno.

Las últimas palabras del que ya es nuevo presidente del Gobierno de España antes de la votación han estado dirigidas al saliente José Luis Rodríguez Zapatero, le ha manifestado sus mejores deseos y ha señalado las numerosas discusiones y, pocos acuerdos, a los que han llegado entre ambos en esta última legislatura. ‘Usted ha tenido un gran honor: ser presidente de su país’, ha finalizado.

Mariano Rajoy ha agradecido anteriormente la participación de todos los portavoces por manifestar su opinión, incluso contrarias; y ha hecho especial hincapié en que ‘nadie sobra aquí’.