El objetivo del Ayuntamiento de Segovia es propiciar la implicación activa de los ciudadanos y demostrar que Segovia merecía ser Capital Europea de la Cultura 2016. Los ‘Laboratorios de Creatividad Ciudadana’ son uno de los proyectos incluidos en el programa de actividades de la candidatura que presentó Segovia a la capitalidad cultural europea que, finalmente, ganó San Sebastián.

A partir de la próxima semana, un autobús recorrerá los barrios de la ciudad informando a los segovianos y buscando a los 100 que serán los protagonistas de esta peculiar iniciativa, similar a una que tuvo lugar en el centro Pompidou de París.

Ese centenar de personas mostrarán cuál es su visión de la capital y la cultura en la que será la primera película documental colectiva que llevará el título ‘100 miradas’. La idea es “aplicar una mirada distinta, original y diferente”, señala la concejala de Cultura, Clara Luquero. Lo que se propone es “dar forma a una película compuesta por 100 piezas audiovisuales, propuestas por 100 ciudadanos” a través de audiovisuales y fotografías tomadas con sus propias cámaras de fotos o teléfonos móviles; si no disponen del material necesario, se lo proporcionará el ayuntamiento, añade Luquero. Aún más explícito es Marcos Borregón, director del documental, para quien “un pueblo sin películas documentales es como una familia sin álbum de fotos”.

La otra propuesta de los ‘Laboratorios de Creatividad Ciudadana’ es la confección de una ‘Alfombra de Momentos’. Se tejerá uniendo las telas que donen los segovianos y que haya formado parte de sus vidas. Esos retazos de textiles se expondrán en el Azoguejo, que se convertirá así, más que nunca, en la sala de estar de todos los ciudadanos durante la Noche de Luna Llena, el próximo 7 de julio. Los que quieran participar, tendrán que llevar sus telas al autobús de los ‘Laboratorios’.

Esta iniciativa se entronca en el concepto de ‘edu-comunicación’, según ha destacado Agustín García Matilla, de la Universidad de Valladolid quien afirma que, con esta experiencia, se busca crear espectadores críticos, no pasivos. Es más, acentúa, la educación para los medios “puede ser ejemplar a nivel nacional e internacional”.

Con los ‘Laboratorios de Creatividad Ciudadana’ se dejará patente que “los ciudadanos ya no son meros receptores de cultura, también creadores”, concluye la concejala de Cultura.