El PSOE apuesta por medidas para activar fiscalmente la actividad económica y el empleo, frente a las reformas del Gobierno del PP ‘que sólo contribuyen a potenciar el despido, como la laboral o la subida de impuestos’. Así lo aseguró en la Comisión de Hacienda y Administraciones Públicas, el diputado y vocal socialista Juan Luis Gordo.
El Partido Socialista aboga por disposiciones legales que regulen las ventajas fiscales que incentiven la inversión y el empleo en el ámbito del Impuesto de Sociedades y del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF). Para el PSOE estas disposiciones deben determinan los elementos patrimoniales que pueden contribuir a generar actividad económica y empleo, ‘pero, además, garantizar la seguridad jurídica y la lucha contra el fraude fiscal’, según explicó Juan Luis Gordo, ‘algo que no incluye la proposición no de ley del PP’.
 
El diputado socialista planteó ‘modificar el Impuesto de Sociedades para obtener una mejor redistribución de los beneficios que proceden de su deducción entre todas las empresas, para que las grandes tributen a un tipo similar al nominal y no al 16 por ciento actual’. Explicó que ‘el Ministerio de Hacienda ingresa el 9,9 por ciento de las ganancias que obtienen las sociedades, un porcentaje muy alejado del tipo oficial del impuesto, del 30% para las grandes empresas’. Además, denunció que hay compañías que, ‘de forma legal, consiguen eludir hasta dos tercios de la carga fiscal que les correspondería’.

Juan Luis Gordo insistió en la necesidad de introducir cambios para evitar el fraude fiscal. ‘Se trata de aportar garantías jurídicas para evitar que quienes se beneficien de ventajas fiscales puedan actuar fraudulentamente o busquen objetivos distintos a los señalados’, explicó en la Comisión de Hacienda y Administraciones Públicas.

Según Juan Luis Gordo, la proposición no de ley presentada por el PP ‘es ambigua, imprecisa y confusa (…) salvo que la ambigüedad sea calculada, al objeto de dar un ‘cheque en blanco’ al Gobierno’.