Una treintena de alumnos de quinto de primaria del Sagrado Corazón de Segovia, se han puesto el traje de “chef” para participar en un taller de cocina. El acreditado maestro pizzero, Lorenzo Herrero, ha sido el encargado de impartir una actividad en la que los niños han tenido la oportunidad de estar entre fogones para aprender y saborear el proceso que se sigue para hacer una pizza, uno de los platos favoritos de los más pequeños. Lorenzo Herrero, de pizzería Dumbo del Real Sitio de San Ildefonso, ha participado en varios campeonatos internacionales y en la organización del campeonato de Europa de pizza.

Los niños han comenzado haciendo un volcán con la masa, y han echado agua para comenzar a trabajarla con sus propias manos, según las instrucciones que les ha dado Lorenzo Herrero. Tras prepararla, la han dejado en reposo para, posteriormente, comenzar a dar forma a la base de la pizza.

Posteriormente, cada uno de forma individual ha puesto los ingredientes a su gusto. Según Lorenzo, el secreto de conseguir una buena pizza es utilizar buenos ingredientes y que la masa esté bien madurada para que se pueda manipular correctamente.

Además, durante el taller, Lorenzo ha sorprendido a todos los asistentes con una exhibición de acrobacias con pizzas en la que se ha podido ver la destreza y habilidad con la que maneja la masa.

Tras la condimentación, todas las pizzas se han metido en el horno, y tras la cocción, cada uno ha recogido la suya y se la ha podido llevar a casa. Por último, todos los niños han recibido un diploma en el que se les ha acreditado como “maestros pizzeros”. Todos los alumnos han coincidido en que lo que más les ha gustado del taller ha sido “preparar la masa y dar forma a la pizza”. Al finalizar la actividad, los pequeños han señalado que en cuanto puedan, “repetirán la experiencia en su casa” y deleitarán a su familia con una rica pizza.