El Curso de Pintores Pensionados se impartirá este año en el Centro de Formación Agraria sita en la Carretera de Arévalo. El objetivo del curso, según palabras de la Consejera de Agricultura y Ganadería, Silvia Clemente, » es ubicarlo en un edificio público para permitir a los alumnos una recogida de los recursos naturales».

La Escuela ha conseguido año tras año aumentar el número de los alumnos. En 2001/2002 contaba con 20 alumnos, mientras que el presente cursó contaba ya con más de 80. Con el Curso de Pintores se incorporan en verano 29 alumnos provenientes de 15 facultades de Bellas Artes españolas. Según Clemente «se promueve que mientras que los alumnos estén pintando se lleve a cabo una transferencia de competencias». El Curso de Pintores Pensionados, que comenzó a celebrarse como tal en 1919 y se ha repetido en más de cincuenta ediciones, es el único que se realiza en nuestro país con la representación de todas las Escuelas o Facultades de Bellas Artes. El presupuesto del curso es de unos 30.000 euros aproximadamente.

El curso se mantendrá en la Escuela mientras duren las obras del Palacio de Quintanar dónde ya iba desarrollando; pero aún así, se tendrá en cuenta este emplazamiento para futuros cursos y programas de formación. Un Curso que se celebrará, fruto del acuerdo suscrito esta mañana, del 1 al 16 de agosto, en estas dependencias que reúnen las condiciones y los requisitos necesarios para el alojamiento de los alumnos y el normal desarrollo de las actividades académicas. Como señalaba Antonio Ruiz, «es importante contar con un lugar que tiene residencia para alojar a los estudiantes, las suficientes dependencias para formación teórica, almacenamiento de los trabajo, etc.» Para ello, el Director de la Real Academia de Historia y Arte de San Quirce, no ha cesado de agradecer a Silvia Clemente, la confianza que ha puesto la Consejera en el proyecto, ya que «gracias a ella se ha salvado el curso, literalmente.»

Los más de 1.000 alumnos que han pasado desde su comienzo por los Cursos de Pintores Pensionados reciben durante su estancia en Segovia formación académica, realizan excursiones y participan en debates pero fundamentalmente dedican su tiempo a pintar. Con absoluta libertad pero teniendo presente que el objeto de sus cuadros ha de ser el paisaje. Algunos de los trabajos realizados por cada participante forman parte de una exposición en la que se muestran también los galardonados con las medallas de oro, bronce y plata de esa edición.

Este Centro tiene entre sus objetivos la formación en toda su amplitud: desde la agricultura, la ganadería y la industria agroalimentaria. En los últimos años se ha potenciado una formación más específica y adaptada a la demanda actual del sector.

La escuela de Segovia se ha orientado hacia una formación ligada a la ganadería y en el pasado curso se han impartido dos Ciclos de Grado Medio: “Actividades Físico Deportivas en el Medio Natural” y “Explotaciones Ganaderas”, y un Programa de Cualificación Profesional Inicial: “Auxiliar de Ganadería Productiva y Deportiva”. Esta orientación ha resultado un éxito ya que han seguido esta formación reglada un total de 80 alumnos. Respecto a la formación no reglada, en 2010 se impartirán cursos a 662 alumnos.

En lo que va de legislatura ya han pasado cerca de 48.000 alumnos por los diez centros de formación agraria que la Consejería tiene repartidos por la geografía regional, lo que supone que ya se ha cumplido más del 63% de compromiso de legislatura, que preveía la formación de 75.000 personas.