La consejera de Agricultura y Ganadería, Silvia Clemente, ha propuesto al Ministerio de Medio Ambiente, Rural y Marino (MARM) crear una marca de leche que identifique la producción nacional y que la posicione mejor en el mercado frente a las importadas.

Clemente, en una visita a Segovia para presentar algunas obras que lleva a cabo su departamento, confió en la sensibilidad de los consumidores españoles para que la producción de los ganaderos de vacuno de leche gane cuota de mercado y se recuperen los precios.

Además de encuadrar la crisis del sector dentro del que afecta a todos los ámbitos económicos de España y de otros países, Clemente también instó al Ministerio a que ponga en marcha medidas de apoyo como las que dijo que el gobierno regional ha impulsado. En este sentido, se refirió a los seis millones de euros que ha destinado a 2.300 ganaderos de la región y que se han pagado en tres meses.

Igualmente, indicó que está presionando al Ministerio para que junto a esa línea de ayudas directas también ayude a la comercialización, como la que la Junta ha puesto en marcha con el sector de la patata.

Finalmente, preguntada por los anuncios de movilizaciones que han hecho organizaciones agrarias como Asaja, Clemente respondió que están “justificadas”. Reconoció que existe un “agravio comparativo” en los precios que tienen los productos en origen y en destino. En este sentido insistió de nuevo en la “mala praxis del gobierno de la nación” y la escasa sensibilidad hacia las más de 120.000 personas que viven de la producción primaria y su transformación.