Un hombre de 68 años de Segovia falleció ayer en la playa del Postiguet de Alicante aunque por el momento se desconocen las causas del fallecimiento. Según publica hoy el Diario Información.es, el cuerpo presentaba algún golpe por lo que será la autopsia la que determine si la muerte fue provocada por ahogamiento o algún golpe contra las rocas.

Al parecer la playa estaba señalizada con bandera verde pero la zona donde se produjo el suceso se encontraba con bandera roja en la arena, según publica el diario alicantino. La muerte eleva a 30 los ahogamientos del verano en la Comunidad Valenciana, trece de ellos en la provincia de Alicante y el primero en la capital.

Un socorrista divisó antes de las seis de la tarde el cuerpo del segoviano flotando boca abajo. Con la ayuda de dos bañistas, el profesional logró sacar el cuerpo del agua para practicar posteriormente maniobras de reanimación consiguiendo recuperar el pulso en varias ocasiones. Finalmente no lograron salvarle la vida por lo que se dio aviso a la comisión judicial para examinar el cuerpo, ordenar su levantamiento y trasladarlo al tanarorio.