La plantilla de trabajadores de elacueducto.com mantiene un conflicto laboral abierto con la empresa editora, Viterbo S.L., principal accionista de la cabecera, por la acumulación de nóminas impagadas y las deficientes condiciones en el centro de trabajo.

A través de un comunicado, el diario digital que echaba andar en verano del pasado año, asegura que la accionista mantiene deudas impagadas con la plantilla que superan las cinco nóminas procedentes de la anterior editora, Caudal de Ideas S.L., y de la actual, Viterbo S.L., mientras que también denuncian la existencia de multitud de irregularidades en el puesto de trabajo como iluminación insuficiente, ausencia de calefacción o deficiencias sanitarias, “que añaden penosidad inaceptable al trabajo diario”.

Según explican, ambas cuestiones han motivado sucesivas denuncias ante el juzgado de lo Social y la inspección de trabajo, con procesos en curso que se mantienen abiertos a día de hoy.

Los periodistas, diseñadores y el resto del personal del periódico se han encontrado, según relatan, en sus puestos de trabajo sin equipos informáticos, retirados por la empresa suministradora, que ha argumentado para ello el impago de los mismos.

La disponibilidad de ordenadores es básica para el trabajo periodístico, por lo que la actividad editorial se torna imposible desde este momento, sin que la empresa propietaria del accionariado de la cabecera haya aportado ninguna alternativa en cuanto al material o la actualización en el pago de las nóminas, permitiendo así la prolongación de este conflicto y la imposibilidad de elaborar el producto informativo diario.

La plantilla de trabajadores de elacueducto.com ha querido señalar que lamenta profundamente la interrupción de su actividad aunque pide la comprensión de los lectores ante una situación que se ha tornado “insostenible e intolerable” y que achacan exclusivamente a los graves defectos de gestión y falta de asunción de responsabilidades básicas por parte de la empresa editora, Viterbo S.L.