Una enmienda al Proyecto de Ley de declaración del Parque Nacional de las Cumbres de Guadarrama permitirá incrementar su extensión y, al mismo tiempo, garantizar los aprovechamientos forestales de los montes de Valsaín (Segovia). La norma, que se encuentra en fase de tramitación parlamentaria en las Cortes Generales, será aprobada “entrado” el próximo año, según explicó el consejero de Fomento y Medio Ambiente, Antonio Silván, al término del Consejo de la Red de Parques Nacionales.

El Consejo de Ministros aprobó el proyecto de ley el pasado 7 de septiembre, iniciando su tramitación en el Congreso de los Diputados. En su intervención en la cámara para defender la norma, el ministro de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Miguel Arias Cañete, aseguró que el Parque Nacional, que incluirá 33.664 hectáreas de Castilla y León y la Comunidad de Madrid, nacía “con una clara vocación de aumentar su superficie”, dado el “altísimo valor medioambiental de algunas fincas limítrofes que, antes o después, podrían llegar a formar parte del espacio protegido”.

De esta forma, Arias Cañete ya indicó el pasado 15 de noviembre que se permitiría a las administraciones incrementar de forma progresiva la propiedad pública en el interior del parque y en su zona periférica de protección. El consejero Antonio Silván explicó que se está estudiando las fórmulas jurídicas para compatibilizar el parque y la continuidad de los aprovechamientos forestales, una “seña de identidad” de la zona y también una fuente de generación de riqueza, actividad y empleo.

En ese sentido, el consejero remarcó que la enmienda que introducirá cambios sobre esta materia ha sido fruto de un “acuerdo consensuado” y del “entendimiento, “sintonía” de las partes. También, valoró la “sensibilidad” del Gobierno de España y la disposición de Madrid. Sostuvo que a partir de ahora el proyecto de ley entra en su “recta final” por lo que indicó que los dirigentes de Castilla y León se sienten “satisfechos”.

“Ese punto y final, que tiene su lugar en las Cortes, queremos que sea cuanto antes mejor”, dijo. Al respecto explicó que la tramitación parlamentaria está sujeta a variables, pero no dudó de que en los primeros meses de 2013 se aprobará la norma que regula la declaración del parque y que supondrá la incorporación de Guadarrama a la red nacional.

El espacio que va a conformar el Parque Nacional ha sido objeto de protección mediante las figuras de Parque Natural de la Cumbre, Circo y Lagunas de Peñalara, el Parque Regional de la Cuenca Alta del Manzanares y el Parque Natural Sierra Norte de Guadarrama. Además, parte de su ámbito son espacios de la Red Natura 2000, la Cuenca Alta del Manzanares está dentro de la Reserva de Biosfera declarada por la Unesco; y los Humedales del Macizo de Peñalara están incluidos en la lista de humedales de importancia internacional del convenio de Ramsar.

Asimismo, de los 27 grandes sistemas naturales españoles que figuran en el anejo de la Ley de la Red de Parques, en la zona propuesta se han identificado nueve de ellos, que ocupan aproximadamente un total de 30.503 hectáreas, lo que supone el 91 por ciento de la superficie del futuro Parque. Igualmente se han cartografiado 25 hábitats de interés comunitario, de los que cuatro son prioritarios.

 

Usos y gestión

Por otro lado, como novedad el proyecto de ley incluye la clasificación de los usos presentes en el interior del parque en el momento de la declaración, en las categorías de compatible con su conservación, necesaria para la gestión e incompatible.

Finalmente, la gestión ordinaria y habitual corresponde, en sus respectivos ámbitos territoriales, a las comunidades de Madrid y Castilla y León, reservándose el Estado las potestades de coordinación correspondientes. Además, se prevé la creación de una Comisión de Coordinación adscrita al Ministerio, de la que formarán parte representantes del Estado y de las dos autonomías.

 

Nueva ley de Parques

Por otra parte, el ministro anunció en la reunión que que se está preparando la nueva ley de Parques Nacionales que, junto con las normas declarativas de cada uno de los Parques Nacionales y el Real Decreto de Plan Director, “constituirán el compendio de legislación básica del Estado en materia de Parques Nacionales”. Arias Cañete defendió la necesidad de contar con un marco legislativo más adecuado para la colaboración y coordinación con los parques que configuran la red.