La Federación Española de la Mujer Rural (Femur) ha rendido homenaje a las antiguas maestras de pueblo en un acto desarrollado en el Teatro Juan Bravo de Segovia, donde se dieron cita antiguas docentes, y donde se puso de manifiesto su importante papel por situarse en la avanzadilla del progreso y la igualdad. En una mesa redonda, cuatro maestras nacionales expusieron ante el auditorio sus vivencias y experiencias a lo largo de sus años de docencia, y comentaron anécdotas pero también destacaron las dificultades de la labor y las condiciones sociales y económicas de la España rural de hace décadas.

María Fernández, Hermelina del Pozo, Reyes Mantilla y Juana Garrido compartieron con las mujeres rurales sus recuerdos donde también hubo momentos de humor. En su intervención, la escritora y profesora Esther Vallejo, antigua subdelegada del Gobierno en Segovia, pronunció una conferencia en la que trazó un panorama «optimista pero no conformista» sobre la evolución positiva del papel de la mujer rural en los últimos años, en el que resaltó la labor de Femur como aglutinante de muchos de los avances conseguidos en los últimos años.

Para la presidenta de Femur, Juana Borrego, el objetivo de este foro es “establecer líneas de diálogo” que permitan avanzar a todas las mujeres rurales por el camino de la “justicia en el medio rural”. Y señaló que las maestras rurales “son las que se han situado en la avanzadilla del progreso y de la igualdad a través de la educación”.

La también senadora del PP recordó que en muchos países en vías de desarrollo “queda todavía mucho por recorrer, ya que en algunas zonas del mundo, las mujeres sólo son consideradas como fábricas de hijos, condenadas a vivir entre cuatro paredes para criarlos dejando a un lado su educación y su promoción social”.

La presidenta de Femur abogó por llevar a cabo acciones coordinadas con las instituciones y las oenegés para buscar “herramientas de apoyo común a las mujeres para desarrollar proyectos conjuntos que permitan una mayor visibilidad social a las mujeres rurales, así como el desarrollo de los valores inherentes al trabajo que desarrollan.

Los actos concluyeron con la actuación del grupo folclórico segoviano, Nuevo Mester de Juglaría, que expusieron algunas de las canciones de la cultura tradicional.