La séptima edición de los Cursos de Verano de la Universidad Politécnica de Madrid que se desarrollan en El Real Sitio de San Ildefonso utilizará, en dos de sus cursos, el análisis sensorial de los alimentos para introducir a los estudiantes en la situación actual de la industria agroalimentaria y en el sector de los vinos generosos españoles.

Por una parte, el curso ‘Los atributos sensoriales de los alimentos: efecto de las nuevas tecnologías’ que se impartirá del 18 al 21 de julio. Coordinado por las profesoras expertas en ciencia y tecnología de los alimentos María Jesús Callejo, Mª del Carmen González y Virginia Díaz de la Universidad Politécnica de Madrid

El objetivo de este curso es dar a conocer las nuevas tecnologías del procesado utilizadas por la industria agroalimentaria actual a través de los atributos sensoriales de los alimentos.

La calidad sensorial de los alimentos representa una dimensión muy importante de la calidad total, según las organizadoras, que se convierte en un criterio decisivo de elección del consumidor y que servirá como vehículo en este curso para dar a conocer las tendencias actuales. Las nuevas tecnologías surgen en respuesta a la demanda del consumidor hacia productos de alta calidad, sanos seguros y saludables pero que simultáneamente tengan una larga vida útil y requieran de un procesado mínimo por parte del consumidor.

Se combinarán conferencias de carácter científico-técnico con sesiones de cata descriptiva de diferentes alimentos: vino, cerveza, productos vegetales, pan, productos cárnicos, vinagre y productos lácteos, representativos de los diferentes subsectores de Industria Alimentaria española.

Además, el curso ‘Los vinos generosos y la generosidad del vino’ aborda los aspectos técnicos-científicos y divulgativos actuales de los vinos generosos andaluces en los marcos de Jerez de la Frontera, Puerto de Santa María, Sanlúcar de Barrameda (Cádiz) y Montilla-Moriles (Córdoba). Dirigido por José Antonio Suárez, profesor de Tecnología de los Alimentos de la ETSI Agrónomos de la UPM, se desarrollará los días 11 al 12 de julio.

Expertos en viticultura y enología compartirán con los estudiantes aspecto como el vino como bebida y alimento, religión, cultura, arte y sociología. Harán una ‘visita’ al marco geográfico y los pagos vitícolas andaluces y, además, calibrarán los efectos del cambio climático, la crianza biológica, la composición química y el análisis sensorial. También serán objeto de discusión la arquitectura de las bodegas de crianza, las catedrales y las sacristías y, en otro orden de asuntos, los sistemas de envejecimiento y la normativa específica y el mercado de los vinos generosos. Durante el curso tendrán lugar catas de vinos finos y manzanillas, de amontillados, palos cortados y generosos y de vinos dulces, moscateles y PXs.