El Acueducto bonito. Y su entorno también. Con este objetivo se comienzan los trabajos de conservación del entorno del Acueducto, en concreto de la zona en la que el monumento se encuentra con la Muralla, un espacio que presentaba un avanzado estado de deterioro por lo que era necesaria una intervención para portenciar, la imagen de ambos monumentos.

La Concejalía de Patrimonio Histórico, del Ayuntamiento está llevando a cabo un proyecto que se ejecuta en este punto y que incluye la renovación del pavimento de las canaletas laterales, la demolición de la antigua escalera de acceso al adarve de piedra y su sustitución por otra de hierro y madera, una escalera que se reubicará, la instalación de nueva iluminación ambiente en el conjunto de la Plaza Avendaño, la demolición del peto en el intradós de la muralla, el picado y rejuntado del intradós de la muralla.

También se sustituirá el pavimento de los escalones de acceso a la plaza bajo el arco del Acueducto y el de la zona más próxima a la Muralla en la propia plaza

Los trabajos, que concluirán a finales de diciembre, cumpliendo así los tres meses de plazo de ejecución, están financiados por el Ministerio de Cultura con una inversión de 54.547 euros.

Con esta intervención se dota al lugar de una calidad espacial y funcional de la que carecía el espacio y era necesaria por ser un punto clave en el que confluyen dos grande monumentos el Acueducto y Muralla.