La mayoría de los adultos españoles consumen a diario cafeína. Aunque la cafeína puede llegar de distintas maneras, el café es la fuente principal de cafeína. ¿Hay que limitar su consumo? Depende: un consumo moderado de cafeína no tiene efectos negativos, e incluso puede ser beneficioso.

Cafés, refrescos, algún medicamento… Según una encuesta realizada por la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU), el 93% de los encuestados consumía cafeína a diario. Afortunadamente, un consumo moderado de cafeína, el que puede obtenerse tomando de dos a tres cafés al día, no tiene efectos negativos. Sepa más sobre los efectos de la cafeína y valore su ingesta diaria de esta sustancia.

 

¿De dónde crees que proviene la cafeína?

La mayor parte de la cafeína que se ingiere proviene del café. Sin embargo, ésta no es la única fuente. También llevan cantidades variables de cafeína otros productos:

* las infusiones de té,

* los refrescos de cola,

* las bebidas energéticas

* medicamentos como los antigripales o algunos analgésicos.

 

¿Y tú cuánta cafeína tomas?

Existen notables diferencias de sensibilidad a la cafeína, mientras que algunas personas presentan gran tolerancia a esta sustancia, otras son muy sensibles a sus efectos. Unas dosis elevadas de cafeína tienen efectos negativos en el organismo. Aunque la dosis máxima es de 1200 mg de cafeína al día, un consumo moderado no debería superar los 300 mg. A partir de ahí, se pueden presentar efectos indeseables.

 

Consumo y efectos de la cafeína

Se ha hablado mucho sobre los efectos en el organismo del consumo de cafeína, efectos tanto beneficiosos (despierta, estimula, mejora el rendimiento…), como perjudiciales (quita el sueño, aumenta el nerviosismo, sube la tensión…).

Lo que parece probado por los científicos es que la cafeína crea adicción. Así, los grandes bebedores de café necesitan esta sustancia: cuando dejan de tomar cafeína experimentan una bajada de tono general, y se recuperan cuando vuelven a tomar una nueva dosis de cafeína. Sienten que el producto que contiene cafeína mejora su rendimiento o ánimo, cuando lo que sucede es que el organismo experimenta una vuelta a la normalidad tras un periodo de abstinencia.