La consejera de Agricultura y Ganadería, Silvia Clemente, denunció que el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente pretende aportar dos millones menos para el Programa de Desarrollo Rural, que cofinancia con la Junta, y “con retraso”. El Ejecutivo reclama 8,11 millones, el 75 por ciento de lo previsto, que permitirían al Gobierno autonómico abonar 24 millones, mientras el departamento de Miguel Arias Cañete sólo está dispuesto a transferir seis millones, según destalló en una entrevista que publica El Mundo-Diario de Valladolid.

En ese sentido, Clemente expuso que el Gobierno deberá abonar en 2014 los fondos previstos, más el 25 por ciento retenido de este año. La consejera aseguró que la Junta está “tranquila” desde el punto de vista legal ya que todo lo que está certificado en 2011 lo han abonado en 2013, aunque señaló que su departamento pretende realizar los pagos “a tiempo”. “De hecho en esta anualidad hemos anticipado 16,4 millones del Ministerio”.

Asimismo, la titular de Agricultura defendió los presupuestos de su departamento para el próximo ejercicio. Silvia Clemente remarcó que aseguran las necesidades básicas de los profesionales y mantienen la política de apoyo a las industrias. Además, destacó que se va a primar la competitividad y la productividad del sector y como ejemplo puso las líneas de trabajo de la nueva ADE Rural. También, recordó que en los últimos cinco años se han incorporado al campo 2.200 jóvenes, el 25 por ciento de toda España.

Por otra parte, la consejera de Agricultura y Ganadería subrayó la importancia de la nueva Ley Agraria, así como de la figura del Defensor de la cadena alimentaria. Sobre este asunto, destacó que la marca Tierra de Sabor agrupa más de 850 industrias agroalimentarias y más de 4.200 productos, si bien señaló que otros 1.300 están fuera del sello por “no cumplir los requisitos”. Por último, reconoció que en materia de internacionalización no se ha podido avanzar mucho por “falta de recursos”.