La subdelegada del Gobierno, Pilar Sanz, descató la importante herramienta que aporta a las víctimas de violencia de género el convenio de colaboración recientemente suscrito entre la Delegación del Gobierno en Castilla y León y la Federación Unión de Cerrajeros de Seguridad (UCES), en virtud del cual, las empresas que forman parte de UCES, dos en la provincia (Cerrajería Lázaro y Aperturas Segovianas), cambiarán las cerraduras de los domicilios de las víctimas de forma gratuita, tras la oportuna autorización judicial, previamente solicitada por un abogado.

Las cerrajerías suscritas al convenio se comprometen a atender, a la mayor brevedad posible, las solicitudes de cambio de cerradura del domicilio habitual de las víctimas. Los cerrajeros se hacen cargo así tanto de la salida, como de la mano de obra y del material necesario.

La subdelegada informó hoy, en una reunión informativa, sobre el contenido del convenio de colaboración a instituciones y agentes implicados en la lucha contra la violencia de género, en un encuentro en el que han participado representantes del Ayuntamiento de Segovia, la Diputación Provincia, la Junta de Castilla y León, la Guardia Civil, la Policía Nacional, la Policía Local y el Colegio de Abogados.

Pilar Sanz agradeció “la colaboración desinteresada de UCES para hacer posible esta importante medida de protección para quienes sufren esta lacra social”. De este modo, la subdelegada apuntó que “esta iniciativa contribuye a mejorar la seguridad de las víctimas, de sus hijos y de personas que con ellas convivan o estén a su cargo”. También incidió en que “el cambio de cerradura es una de las medidas básicas de seguridad y protección para las víctimas”.

Sobre el convenio, argumentó que “es un excelente ejemplo de la necesaria colaboración en la lucha contra la violencia de género entre todas las partes”.

Por último, reclamó “a víctimas, familiares, amigos y vecinos que denuncien los casos de violencia de género”, al tiempo que explicó que “animar a la denuncia es uno de los objetivos de la Estrategia Nacional para la Erradicación de la Violencia contra la Mujer 2013-2016 aprobada por el Gobierno en el pasado mes de julio”.