Castilla y León se mantuvo el pasado mes de octubre como líder indiscutible en turismo rural entre el conjunto de las autonomías españolas, ya que acaparó el 24,8 por ciento del total de turistas del segmento, y el 22,6 por ciento de las pernoctaciones. La estancia media se incrementó de 1,96 días de 2008, a 2,25 días.

Concretamente, los alojamientos rurales de la Comunidad registraron un aumento del 12,6 por ciento en el número de turistas y del 29,3 por ciento en las pernoctaciones durante el mes de octubre

Un total de 63.613 turistas se alojaron en establecimientos rurales de la comunidad en octubre, lo que supone un aumento del 12,6 por ciento respecto al mismo período de 2008.

Mientras, a nivel nacional el dato de visitantes a este tipo de alojamientos se incrementó el 13 por ciento, con 256.177 viajeros.

Además, según los datos difundidos por el Instituto Nacional de Estadística (INE), dichos alojamientos contabilizaron 143.200 pernoctaciones en Castilla y León, que representan un crecimiento del 29,3 por ciento en relación al año pasado, cuando en España se elevaron un 19,5 por ciento, hasta las 631.338.

Durante el mes de octubre operaban en la región 2.977 establecimientos rurales, con 27.145 plazas, 328 alojamientos más que en 2008.