Con los parámetros utilizados por el Comité de Supervisores Bancarios Europeos (CEBS), el SIP formado por Caja Madrid, Bancaja, Caja Insular de Canarias, Caixa Laietana, Caja de Ávila, Caja Segovia y Caja Rioja (bautizado por el organismo para esta ocasión como Júpiter) está preparado para enfrentarse incluso a un escenario muy adverso con shock de deuda soberana, superando así las pruebas de estrés realizadas a 91 entidades financieras europeas.

En diciembre de 2009, el ratio de Tier 1 de las entidades que forman el SIP fue de 8,6%. En diciembre de 2011 y con los parámetros utilizados por el Comité de Supervisores Bancarios Europeos (CEBS), este ratio sería algo más elevado en un escenario de tensión, llegando al 8,8%, lo que supone un exceso de capital de 5.991millones de euros sobre el 6% exigido por el regulador en estos test para mantener la solvencia de la entidad.

En situación adversa, el ratio de Tier 1 sería del 6,8%, con un exceso de capital de 1.714 millones de euros, mientras que en un escenario con shock de deuda soberana, el ratio de Tier 1 alcanzaría el 6,3%, con un exceso de capital de 639 millones de euros.

En todos los escenarios, en los que el SIP supera las pruebas de estrés, se contemplan los 4.465 millones de euros pedidos al Fondo de Reordenación Ordenada Bancaria (FROB). Aunque esta ayuda sólo sería necesaria en una situación de estrés máximo, el SIP ha querido estar preparado para dar mayor confianza al mercado y a sus clientes.

Las siete entidades que forman parte de esta alianza estratégica han mostrado su satisfacción por los resultados de las pruebas, realizadas entre las entidades más solventes de Europa, dado que el nuevo SIP podría hacer frente incluso a un contexto muy desfavorable en situaciones económicas de máximo estrés.

 

Con los parámetros utilizados por el Comité de Supervisores
Bancarios Europeos (CEBS), el SIP formado por Caja Madrid, Bancaja, Caja Insular de
Canarias, Caixa Laietana, Caja de Ávila, Caja Segovia y Caja Rioja (bautizado por el
organismo para esta ocasión como Júpiter) está preparado para enfrentarse incluso a
un escenario muy adverso con shock de deuda soberana, superando así las pruebas de
estrés realizadas a 91 entidades financieras europeas.

En diciembre de 2009, el ratio de Tier 1 de las entidades que forman el SIP fue de
8,6%. En diciembre de 2011 y con los parámetros utilizados por el Comité de
Supervisores Bancarios Europeos (CEBS), este ratio sería algo más elevado en un
escenario de tensión, llegando al 8,8%, lo que supone un exceso de capital de 5.991
millones de euros sobre el 6% exigido por el regulador en estos test para mantener
la solvencia de la entidad.

En situación adversa, el ratio de Tier 1 sería del 6,8%, con un exceso de capital
de 1.714 millones de euros, mientras que en un escenario con shock de deuda
soberana, el ratio de Tier 1 alcanzaría el 6,3%, con un exceso de capital de 639
millones de euros.

En todos los escenarios, en los que el SIP supera las pruebas de estrés, se
contemplan los 4.465 millones de euros pedidos al Fondo de Reordenación Ordenada
Bancaria (FROB). Aunque esta ayuda sólo sería necesaria en una situación de estrés
máximo, el SIP ha querido estar preparado para dar mayor confianza al mercado y a
sus clientes.

Las siete entidades que forman parte de esta alianza estratégica han mostrado su
satisfacción por los resultados de las pruebas, realizadas entre las entidades más
solventes de Europa, dado que el nuevo SIP podría hacer frente incluso a un contexto

Con los parámetros utilizados por el Comité de Supervisores

Bancarios Europeos (CEBS), el SIP formado por Caja Madrid, Bancaja, Caja Insular de

Canarias, Caixa Laietana, Caja de Ávila, Caja Segovia y Caja Rioja (bautizado por el

organismo para esta ocasión como Júpiter) está preparado para enfrentarse incluso a

un escenario muy adverso con shock de deuda soberana, superando así las pruebas de

estrés realizadas a 91 entidades financieras europeas.

 

En diciembre de 2009, el ratio de Tier 1 de las entidades que forman el SIP fue de

8,6%. En diciembre de 2011 y con los parámetros utilizados por el Comité de

Supervisores Bancarios Europeos (CEBS), este ratio sería algo más elevado en un

escenario de tensión, llegando al 8,8%, lo que supone un exceso de capital de 5.991

millones de euros sobre el 6% exigido por el regulador en estos test para mantener

la solvencia de la entidad.

 

En situación adversa, el ratio de Tier 1 sería del 6,8%, con un exceso de capital

de 1.714 millones de euros, mientras que en un escenario con shock de deuda

soberana, el ratio de Tier 1 alcanzaría el 6,3%, con un exceso de capital de 639

millones de euros.

 

En todos los escenarios, en los que el SIP supera las pruebas de estrés, se

contemplan los 4.465 millones de euros pedidos al Fondo de Reordenación Ordenada

Bancaria (FROB). Aunque esta ayuda sólo sería necesaria en una situación de estrés

máximo, el SIP ha querido estar preparado para dar mayor confianza al mercado y a

sus clientes.

 

Las siete entidades que forman parte de esta alianza estratégica han mostrado su

satisfacción por los resultados de las pruebas, realizadas entre las entidades más

solventes de Europa, dado que el nuevo SIP podría hacer frente incluso a un contexto

muy desfavorable en situaciones económicas de máximo estrés.

 


muy desfavorable en situaciones económicas de máximo estrés.