El Juzgado Central de lo Penal de la Audiencia Nacional ha citado al alcalde de Segovia, Pedro Arahuetes, para declarar como testigo en el caso del disco que contenía canciones con presuntas injurias al Rey y que había sido financiado por el Ayuntamiento.

Según informó el propio alcalde, recibió hoy mismo la notificación para acudir como testigo el próximo 22 de marzo a Madrid. De igual manera, confirmó que su intención es comparecer para manifestar “toda la verdad”, a la vez que insistió en que acudía “como testigo, no como imputado”.

La Audiencia Nacional instruye las diligencias a instancias de la Fiscalía de Segovia por las presuntas injurias al Rey que contenía un disco editado en 2010 por la Concejalía de Juventud, y tras lo cual fue apartado de ese cometido el concejal Javier Arranz. En todo caso el edil, que mantiene la responsabilidad en Deportes, aseguró no haber recibido notificación alguna. 

El CD editado por el Ayuntamiento incluía la canción ‘Una historia real’, del grupo Ardor Destómago, seleccionado en la cuarta Muestra de Música Joven impulsada por la Concejalía de Juventud del Ayuntamiento segoviana. Tras presentar la correspondiente denuncia el grupo municipal del PP, el alcalde decretó retirar las mil copias que habían sido distribuidas, la mitad de las editadas.

Entonces el alcalde de Segovia también pidió disculpas a la Casa Real por la edición del disco y añadió que no sólo no se hacía responsable de su contenido, sino que estaba “totalmente en desacuerdo con el mismo”. El grupo Ardor Destómago lo formaban tres estudiantes de la IE Universidad de 20, 22 y 25 años, dos de ellos del País Vasco y el tercero de Asturias.