El alcalde de Segovia, Pedro Arahuetes, consideró que “puede ser peligrosa” la medida anunciada por el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, de reducir la cifra de concejales en función de tramos de población, aunque aseguró desconocer los detalles de la medida.

No obstante, Arahuetes mostró su oposición “a todo lo que es una reducción de derechos”, porque significa “dar pasos atrás”, y se mostró partidario a buscar opciones “para intentar reducir ese déficit” y que no supongan “ir en contra de los mismos o en perjuicio de los mismos”.

El edil segoviano opinó que antes de reducir sueldos y prestaciones, aumentar jornadas y cobrar gastos farmacéuticos, “hay mucho más recorrido en actuaciones de ámbito nacional”.

Para el alcalde de Segovia, el presidente del Gobierno “ha engañado” a los ciudadanos y ahora lleva a cabo unas actuaciones que criticaba meses atrás, por lo que le instó a realizar “un gesto de valentía” aceptando la intervención de España por la Unión Europea. En este sentido, el regidor segoviano aseveró que Rajoy debe de contar que la política económica que está llevando a cabo es la exigida por la Unión Europea para cumplir el déficit establecido para España, aunque ello implique contrariar sus propios planteamientos.