El número de castellanos y leoneses potenciales beneficiarios del Programa Temporal de Protección por Desempleo e Inserción, (PRODI), asciende a 33.774 personas, al haberse sumado a los 24.874 beneficiarios iniciales otros 8.900 afectados, una vez que el Gobierno ha adoptado la decisión de prorrogar seis meses, entre el 16 de febrero y el 15 de agosto de 2010, la vigencia del programa. Cabe recordar que se reguló por primera vez en agosto de 2009 mediante un Real Decreto que en noviembre fue sustituido por la Ley 14/2009, con una cuantía de 420 euros para 2009 y 426 para 2010.

Por provincias, los beneficiarios potenciales van desde los 695 de Ávila; los 1.335, de Burgos; 1.360, de León; 855, de Palencia; 1.530, Salamanca; 405, de Segovia; 250, de Soria; 2.070, de Valladolid; y 805 de Zamora.