La empresa Iberaval y la Cámara de Segovia hacen una fuerte apuesta por todos aquellos que no tienen miedo a emprender un nuevo camino hacia el éxito laboral. Un acuerdo que pretende apoyar a aquellos que lo que único que les sobra es ganas  ilusión pero que les hace falta un apoyo económico.

El acuerdo establece productos y servicios en condiciones ventajosas tanto en lo que se refiere a las nuevas inversiones como a la mejora del circulante de las compañías. En concreto, la línea de inversión permitirá acceder a préstamos avalados de hasta 1,2 millones de euros, con un tipo de interés de Euribor +1,25 ó Euribor +1,50 en función de la modalidad elegida y un plazo de devolución de entre tres y quince años.

En el caso de que las empresas necesiten mejorar su tesorería pueden optar por la línea de circulante, que fija préstamos avalados de hasta 1,2 millones de euros como importe máximo a un tipo de interés de Euribor +1,50 y con plazos de devolución de entre tres y seis años. Tanto para el producto de inversión como de circulante se permiten hasta dos años de carencia para empezar a reintegrar las cantidades.

 

Apoyo al emprendedor

El convenio establece además una firme apuesta por los emprendedores de Castilla y León, de tal forma que se pondrá a su disposición la línea ‘Creación de empresas’. Este producto de Iberaval tiene como objetivo favorecer el nacimiento de nuevas micropymes y facilitar su funcionamiento durante los primeros años. Para ello se habilitarán un total de 24 millones de euros, que permitirán canalizar de forma preferente y ágil operaciones por importe máximo de 24.000 euros, con un tipo de interés de Euribor +1,50 y un plazo de devolución de entre tres y seis años.