El Servicio Público de Empleo de Castilla y León ha publicado en el BOCyL la convocatoria de 15,62 millones de euros en subvenciones públicas mediante convenios destinadas a la financiación de planes de formación dirigidos prioritariamente a trabajadores ocupados en la Comunidad, para el año 2010, cofinanciadas por el Fondo Social Europeo. La concesión de subvenciones que regula la presente convocatoria se realizará de acuerdo a los principios de concurrencia, publicidad y objetividad.

La orden contempla una aportación de 9,23 millones para el desarrollo por parte de las organizaciones empresariales y sindicales intersectoriales más representativas en Castilla y León, de planes de formación intersectoriales, compuestos por acciones formativas dirigidas a la adquisición de competencias transversales en varios sectores de la actividad económica o de competencias específicas de un sector para el reciclaje y recualificación de trabajadores de otros sectores, incluida la formación dirigida a la capacitación para la realización de funciones propias de la representación legal de los trabajadores.

Asimismo, se incluye una partida de 946.030,82 euros para el desarrollo de acciones similares por parte de las confederaciones y federaciones de cooperativas y sociedades laborales y las organizaciones representativas de la economía social de carácter intersectorial, con suficiente implantación en Castilla y León.

Otra partida importante de 2,27 millones se destina al desarrollo de planes por parte de las asociaciones representativas de autónomos de carácter intersectorial con suficiente implantación en el ámbito de Castilla y León.

Por último, el resto de partidas se destinan a los planes sectoriales, con las organizaciones empresariales y sindicales más representativas y las representativas en el correspondiente sector en Castilla y León, así como los entes paritarios creados al amparo de la negociación colectiva sectorial estatal, como beneficiarias. Cabe destacar una partida de 3,17 millones que beneficiará al sector agrario.

La ejecución de los planes de formación dirigidos prioritariamente a los trabajadores ocupados se llevará a cabo mediante convenios suscritos entre las entidades beneficiarias y el Servicio Público de Empleo de Castilla y León.