El volumen de votos en blanco depositados en las elecciones autonómicas celebradas ayer en toda España creció en Castilla y León hasta las 47.012 papeletas y el 3,23 por ciento de los sufragios, cifra que supone un incremento del 55,6 por ciento respecto a los 30.200 registrados en los comicios de 2007 en la Comunidad cuando la tasa sobre los sufragios totales fue del 1,97 por ciento.

Además, los votos nulos contabilizados en Castilla y León durante la jornada de comicios autonómicos que tuvo lugar ayer se dispararon hasta los 27.991 y el 1,92 por ciento de las papeletas que se introdujeron las urnas, cifra que supone un incremento muy notable del 127,5 por ciento respecto a los 12.305 votos nulos de 2007, cuando supusieron el 0,80 por ciento del total.

Por provincias, donde más se incrementó el voto en blanco fue León, con 9.185 papeletas que suponen un 3,19 por ciento del total y un 75,4 por ciento más que en 2007. En Soria, el número de votos en blanco fue de 2.588, un 5,03 por ciento del total y un incremento del 73,8 por ciento respecto a las anteriores autonómicas. La tercera con una mayor subida de votos en blanco fue Zamora, con 3.788 sufragios que representan el 3,2 por ciento el total, y un incremento del 71,8 por ciento. 

A continuación se situaron Salamanca (con 6.249 votos en blanco, un 3,08 por ciento y un incremento del 54,6 por ciento), Ávila (con 2.883 votos, un 2,76 por ciento del total, y un aumento del 51 por ciento), Valladolid (con 8.767 votos, un 2,92 por ciento del total, y una subida del 47,7 por ciento), Palencia (con 3.370 votos, un 3,25 por ciento del total y 47,3 por ciento más que en 2007), Burgos (con 7.436 votos, un 3,77 por ciento del total y un aumento del 45,29 por ciento) y Segovia (con 2.746 votos, un 2,99 por ciento del total y un 39 por ciento más que hace cuatro años).

Respecto al voto nulo, por provincias, la que contabilizó un mayor incremento de sufragios invalidados por las mesas electorales fue también León, con 5.751 papeletas nulas, para un total del dos por ciento y una subida del 174,5 por ciento. A continuación se sitúa Valladolid, con 5.155 votos, un 1,72 por ciento del total, y un aumento del 152,3 por ciento. Y en tercer lugar aparecería Salamanca, con 3.757 votos, un 1,85 por ciento del total y un incremento del 119,5 por ciento.

A continuación aparecen Burgos (3.847 votos nulos, 1,95 por ciento del total y 111,8 por ciento más que en 2007), Palencia (con 2.045 votos, un 1,97 por ciento del total y 111,7 por ciento más que en los anteriores comicios), Soria (con 1.189 votos nulos, un 2,31 por ciento del total y una subida del 110,4 por ciento), Ávila (con 2.154, un 2,06 por ciento y un aumento del 107,1 por ciento), Segovia (con 1.990 votos, un 2,16 por ciento del total y una subida del 99,6 por ciento) y Zamora (con 2.103 votos nulos, que suponen el 1,78 por ciento del total y un incremento del 96,4 por ciento respecto a las anteriores elecciones autonómicas).