La Real Academia de Historia y Arte de San Quirce acogerá desde el próximo miércoles 24 de abril los encuentros ‘Razones Poéticas’ con los que se rememorará a la pensadora María Zambrano a través de diferentes disciplinas. Se trata de un ciclo trimestral con un total de cuatro encuentros a lo largo del año que empezarán con la lectura de un texto “zambraniano”, seguido de un diálogo entre una persona relevante en cualquier ámbito artístico y un pensador o pensadora.

“Un espacio de encuentro a través de una reflexión activa en estos tiempos de desilusión y obstinada incertidumbre”, señalaron desde la organización, que empezará el jueves abordando Arquitectura, Urbanismo y Género. La primera ‘Razón Poética’ contará a partir de las 19:00 horas, con la arquitecta Inés Sánchez de Madariaga, experta en Urbanismo e Igualdad y actualmente directora de la Unidad de Mujeres y Ciencia en el Ministerio de Economía y Competitividad, quien dialogará con José Antonio Gómez Municio, periodista cultural y autor de numerosos artículos sobre las relaciones entre cultura y comunicación.

Los actos, que se desarrollarán en la Real Academia de Historia y Arte de San Quirce, de la que Zambrano fue Académica de Mérito, se cerrará con la presentación de una creación artística original, interpretada en sus razones poéticas a cargo de jóvenes creadores de Segovia. En esta ocasión será el “Colectivo Veracruz” formado por los fotógrafos José Luis Haces, Javier Herrero y Alfredo Moreno, quienes presentarán el proyecto “SG-09: memoria de un paisaje conectado”. Un trabajo enmarcado dentro de la “nueva fotografía” que ha trabajado con la referencia del paisaje segoviano extrapolado al resto de Castilla.

Las “Razones Poéticas” conjugarán el método filosófico de la autora a través de una serie de actos públicos culturales y artísticos “desde el convencimiento de que la excelencia solo se extiende y se afianza cuando se practica, se coteja y se comunica”. Organizado por la Real Academia de Historia y Arte de San Quirce y la Universidad de Valladolid desde el “Campus de Segovia”, que lleva el nombre de María Zambrano, los encuentros pretenden “construir instantes reflexivos y socialmente fructíferos”.

Según señalaron fuentes de la organización, todos los actos serán grabados para su conservación en la red bajo el objetivo de que “el acceso sea universal y posible más allá del espacio y el tiempo en el que tendrá lugar”. Además de quedar documentados en la red se publicarán en papel posteriormente en una edición limitada.