En estos días Agentes Medioambientales de la Junta de Castilla y León están alertando a los agricultores que realizan la cosecha de cereal del peligro de causar un incendio al realizar esta actividad y de cómo intentar evitarlo.

Para ello les están informando de la importancia de tener la maquinaria en buenas condiciones de mantenimiento, evitar realizar la cosecha en las horas centrales del día cuando las posibilidades de que se produzca un incendio son mayores, la necesidad de llevar métodos de extinción para intentar sofocarlo en caso de producirse y explicando los diferentes puntos de la normativa que afecta a dicha actividad, Orden FYM/510/2013, por la que se regula el uso del fuego y se establecen medidas preventivas para la lucha contra los incendios forestales en Castilla y León.

Todas estas obligaciones y consejos necesarios para realizar la actividad e intentar evitar el que se produzca un incendio por esta causa, vienen detalladas en un tríptico que ha editado la Junta de Castilla y León para informar a todas las personas que realizan estas labores agrícolas.

Además, los Agentes Medioambientales recuerdan que una parte importante de su trabajo reside en la buena relación mantenida con los ciudadanos y abogan que cualquier persona les informe inmediatamente ante pruebas evidentes de incendio.