La actividad en el Centro Nacional del Vidrio (CNV), con sede en La Granja (Segovia), se paralizó hoy por la huelga indefinida que iniciaron sus trabajadores, quienes celebraron, además, una manifestación. Comienza así un calendario de movilizaciones que continuará el próximo miércoles con otra protesta en Segovia capital.

Además del paro de actividad en el centro, que gestiona la Fundación CNV y cuyo patronato está integrado por representantes de todas las administraciones, los trabajadores se reunieron en una marcha por varias calles. Portando una pancarta con el lema ‘Por una mala gestión, dimisión. No a los despidos. No al ERE’, expresaron su rechazo al Expediente de Regulación de Empleo (ERE) anunciado por la empresa, que contempla el despido de 15 trabajadores y 44 suspensiones temporales por periodos de tres meses.

La convocatoria de huelga se decidió la semana pasada en asamblea una vez que no fructificaran los acuerdos entre Dirección y plantilla, según recordó el secretario provincial de CCOO, Ignacio Velasco, quien aseguró que el seguimiento fue casi del cien por cien «porque sólo han acudido a trabajar los directivos y no hay servicios mínimos”, informa Ical.

También participó en la manifestación el alcalde del municipio, José Luis Vázquez (PSOE), quien además forma parte del Patronato de la Fundación del CNV, quien sugirió que el Ayuntamiento pueda “liderar la recuperación del proyecto fundacional del CNV”.

En el Centro trabajan 75 empleados. La mayoría de su actividad se centra en producción de elementos de vidrio de forma artesanal, gran parte de la cual se destina a regalos institucionales. Según la empresa, el recorte de aportaciones de las instituciones ha llevado a aplicar el ERE propuesto.