“Una expresión extrema de desigualdad”. Con estas palabras el cineasta segoviano David Pinillos, definía a la violencia de género, una lacra social cuyo máximo rechazo ha celebrado su día por todas partes del mundo. Un gran lazo blanco colocado en la fachada del ayuntamiento de la capital ha actuado como telón de fondo a las palabras del Premio Goya al Mejor Director Novel 2011 que ha sido el encargado de leer el manifiesto con motivo del Día Internacional contra la violencia de género.

Redactado por el Consejo Municipal de la Mujer, durante la lectura del texto Pinillos ha insistido en la necesidad de seguir reclamando desde todos los ámbitos de la sociedad la desaparición de este problema que durante 2012 se ha llevado a 43 mujeres en nuestro país. “Muchas morirán sin saber que tienen derechos”, por este motivo se ha emplazado por una educación basada en la igualdad desde pequeños y que elimine de una vez por todas la “preponderancia del hombre sobre la mujer”.

Tras las palabras del premio Goya, representantes políticos, sociales y ciudadanos recordaron a las víctimas con la colocación de 43 rosas en un lazo de color malva. Tras el primero de ellos, el alcalde de Segovia, Pedro Arahuetes, también pasaron la subdelegada del Gobierno, Pilar Sanz García, el delegado territorial de la Junta, Javier López Escobar, así como los portavoces del PP e IU, Jesús Postigo y Luis Peñalosa.

El acto finalizó con un minuto de silencio que finalizó con los aplausos de los asistentes y esperando no tener que volver a celebrar de nuevo este día.