A las 17,23 horas se acabó el sueño. El presidente del jurado proponía a San Sebastián. Gritos, alegría y lágrimas de emoción en un salón abarrotado por parte de la delegación donostierra que ha arrebatado a Segovia la Capitalidad Europea de la Cultura en 2016. Así lo ha proclamado en el Ministerio de Cultura, Manfred Gaulhofer, presidente del Comité de Selección de la Capitalidad Europea, a las 17:26 horas exactamente. Gaulhofer, que ha estado acompañado de la ministra de Cultura, Ángeles González-Sinde, y los demás miembros del Comité Seleccionador.

Segovia se ha quedado en el camino del sueño 2016, pero se queda con la tranquilidad de haber trabajado al 100% y de haber sabido involucrar a la ciudadanía de la ciudad. Y lo más importante de todo,  se queda con la firme convicción de continuar desarrollando el programa que tanto que el PP como PSOE aprobaron el pleno de la anterior legislatura desarrollar. Pasase o no pasase.

La delegación segoviana encabezada por Pedro Arahuetes, alcalde de Segovia; Clara Luquero, concejala de Cultura; Nuria Preciado y María Marinas, directora y gestora cultural de la Oficina Segovia 2016, respectivamente; abrazaban a los integrantes del equipo creativo de la candidatura José Tono Martínez, Jaime Vallaure, Giulietta Speranza, Onofre Vicente y Fernando García-Dory, quienes se han quedado con un sabor de boca agridulce.  

Bravo!, Konexionex!, Convergentes, y Paisajes; los cuatro programas de los que se compone el proyecto Segovia 2016, comenzarán a desarrollarse muy pronto con el cariño de una ciudad que ha vivido muy involucrada con la candidatura desde que en mayo de 2005 la Sesión plenaria del Ayuntamiento votara a favor de la moción para lanzar una candidatura para ser Capital Europea de la Cultura.

Y aunque no lo hemos conseguido, a partir de ahora dejaremos de colocar la palabra candidatura a Segovia 2016, para disfrutar plenamente del espíritu que puso ser y no fue, pero que nos unió a todos. El espíritu de Segovia 2016.

Imágenes de Rosa Blanco

Wroclaw y San Sebastiáin 2016, compañeras de cultura europea

El 21 de junio, hace exactamente una semana, Polonia coronó a la ciudad de Wroclaw, Capital Europea de la Cultura en 2016. El país polaco compartirá la capitalidad con España de la mano de San Sebastián. Gdansk, Katowice, Lublin y Varsovia fueron las demás ciudades que luchaban para coronarse pero definitivamente fue Breslavia (Wroclaw en polaco), la que cautivó al jurado.

La ciudad presentaba un proyecto cuya filosofía es ‘La Capital Europea de la Cultura depende de ti’ y que se compone de varios programas:

Abriendo Espacios: Inculturador, Lazo Cultural, Pasaporte Cultural Europeo e Iglesia: Belleza y Kitsch.

Belleza a la Vista: Hormigón y Vegetación, Figuras de la Ciudad, Arte en el Espacio, Presencia de Forma.

Belleza Íntima: Casa para el Arte – Arte para la Casa, Cuerpo Humano: Artefacto – Economía – Política, Cultura de Mesa y Vino, Criando Cultura

Belleza en el Ciberespacio: Wrocław Museum Pavilion, CulTube, LiveArtNet, CyberArchivo de Arte.

Fuerzas de la Naturaleza – el poder de la Cultura: Ciudad de Parques y Jardines, Necesidades Humanas – Derechos de los Animales, Río de Cultura, Reciclaje de Energía.