El secretario regional del PSOE, Óscar López, se ausentará 15 días del panorama político para disfrutar de su permiso de paternidad, de 15 días, tras el nacimiento de Helena, su segunda hija. Así lo ha comunicado el grupo socialista de Castilla y León quien ha argumentado esta decisión  mantener coherencia con lo que ha votado en el Congreso de los Diputados, Óscar López no tendrá presencia pública salvo dos excepciones: las votaciones de la Cámara Baja y los posibles compromisos institucionales que sean ineludibles.

Serán 15 días, y no un mes los que, a partir de enero, continúen disfrutando los padres españoles pese a que, en un principio y con la llegada de 2011, se había anunciado la ampliación hasta un mes.

Sin embargo, los efectos de la crisis vuelven a echar atrás a una de las propuestas más esperadas por el Ministerio de Trabajo: la ampliación del permiso de paternidad se verá aplazado, y por el momento no se aumentarán de dos a cuatro semanas los permisos laborales de los padres.

La entrada en vigor estaba prevista para el 1 de enero de 2011, pero como afirmaba la vicepresidenta segunda del Gobierno, Elena Salgado, «no es el mejor momento para poner en marcha una medida que se ha estado retrasando y que pretendía mejorar la conciliación de la vida familiar y laboral, al tiempo que aumentar la implicación de los padres en el cuidado y atención de los hijos».

El Gobierno ha justificado esta decisión en base al ahorro de doscientos millones de euros, lo que según la exvicepresidenta primera María Teresa Fernández de la Vega, «no significa una renuncia a las políticas sociales».

Con esta ley, el padre podría disfrutar del tiempo de permiso cedido por la madre al mismo tiempo que ella o a continuación. La Ley contemplaba también la posibilidad de disfrutar a tiempo parcial del permiso, a excepción de las seis primeras semanas que son de descanso obligatorio para la madre.

El permiso por paternidad se estableció en la Ley de Igualdad, que entró en vigor el 24 de marzo de 2007. Es independiente del de la madre y compatible con el disfrute por parte del padre del permiso por maternidad, cuando es cedido por la madre.

La cuantía del subsidio por paternidad sería la misma que el importe del permiso por maternidad: 100% de la base reguladora de la prestación de Incapacidad Temporal, derivada de contingencias comunes. La prestación se abona por un periodo de 15 días (dos más por cada hijo a partir del segundo). Por lo tanto, esto supondría que pagar un permiso de cuatro semanas a los padres costaría al Estado unos 400 millones de euros al año. En 2009, la Seguridad Social desembolsó 882 millones de euros al pago de las prestaciones por maternidad y algo más de 111 millones a las de paternidad.

En enero de 2010 las comunidades autónomas dónde más habían aumentado el número de padres que se acogeíanal permiso por maternidad eran Murcia (25,76%), Galicia (23,16%), Asturias (19,57%) y Castilla y León (16,24%), además de Melilla donde el incremento ha sido del 100%, con seis solicitudes. Por el contrario, donde más disminuyeron fueron: Baleares (-20,83%), Aragón (-16,49%), Cantabria (-14,58%), La Rioja (-9,09%) y Navarra (-6,25%%), además de Ceuta que, con dos solicitudes, ha caído -66,67%.

En cuanto a permisos por paternidad el mayor número de procesos correspondía a Cataluña (52.661), Madrid (44.247), Andalucía (43.321), la C. Valenciana (26.943) y el País Vasco (15.405). Ceuta y Melilla fueron las que registraron menos subsidios por paternidad, 295 y 288, respectivamente.