El desde el lunes 18 de enero se puede ver en el Centro Cultural ‘Los Molinos’ la exposición “¡QUEREMOS UN GEOPARQUE!”. Se trata del primer paso para que la belleza y la singularidad de la región del piedemonte norte de las sierras de Guadarrama y Ayllón sea declarada Geoparque por la UNESCO. La exposición se mantendrá en Segovia hasta el viernes 29 de enero, para continuar su recorrido por Ayllón Riaza, Prádena, Arcones, Valseca, Torrecaballeros, Villacastín, Cerezo de Arriba, Espirdo, Ortigosa del Monte, El Espinar, Otero de Herreros, Basardilla y La Granja de San Ildefons, en periodos de 15 días.

Esta muestra, patrocinada por la Obra Social de Caja Segovia y en la que también colaboran el Instituto Geológico y Minero de España, La Junta de Castilla y León, la Asociación de Aficionados a la Mineralogía y la Asociación Deportiva y Cultural Otero de Herreros, pretende poner en valor el potencial geoturístico de una región en la que sus rocas, sus estructuras geológicas y sus formas del terreno están ya considerados como elementos singulares del patrimonio natural e, incluso, en muchos casos, han recibido el reconocimiento como Lugares de Interés Geológico.

Y es que la geología está muy presente en nuestro entorno. Es parte de lo que nos rodea: el paisaje, el ciclo hidrológico o los materiales de construcción. Condiciona los suelos, la vegetación y hasta los usos del territorio, de tal modo que marca las tradiciones, oficios y costumbres de cada región.

Consciente del valor de la geología, la UNESCO ofrece a los municipios la posibilidad de solicitar una nueva figura de protección denominada GEOPARQUE, que al igual que otros lugares singulares declarados “Patrimonio de la Humanidad” o “Reserva de la Biosfera”, persiguen la conservación, la divulgación, y en este caso, favorecer el desarrollo socio-económico de zonas rurales desfavorecidas a través de su patrimonio geológico y el geoturismo. «¡Queremos un Geoparque!» es el punto de partida para concienciar a la población local; asociaciones culturales, ayuntamientos, iniciativas empresariales, etc. sobre el gran potencial geoturístico de la geología de Segovia.

La propuesta de Geoparque plantea 4 sectores que estarían delimitados por los principales ríos de la región (Río Aguisejo,  Cuerda de la Sierra, N-110 y borde suroeste de la provincia de Segovia) y, en cada sector, se plantea la habilitación de un centro de recepción de visitantes.