La consejera de Agricultura y Ganadería, Silvia Clemente, avanzó hoy que Castilla y León tendrá entre 18 y 20 comarcas agrarias, la figura que determinará el reparto de fondos de la Política Agraria Comunitaria (PAC) en el periodo 2014-2020, cuando la Comunidad recibirá unos 7.500 millones. El número final -explicó- dependerá de los límites que se están afinando con el Ministerio del ramo que dirige todavía Miguel Arias Cañete, candidato del PP a las elecciones del Parlamento europeo del 25 de mayo.

En ese sentido, la titular de Agricultura y Ganadería, que participó en un acto del PP de Segovia dentro de la precampaña de las europeas, explicó que la Junta y el Gobierno están trabajando en los mecanismos necesarios para garantizar a los profesionales del sector unos niveles de intensidad de las ayudas «similares» a los actuales. Uno de ellos es el modelo de las comarcas agrarias, que en España serán 23. Precisamente, el director general de Política Agraria Comunitaria, Juan Pedro Medina, asiste mañana a una reunión en el Ministerio de Agricultura para «afinar» los límites y, por tanto, el número.

Asimismo, la consejera explicó durante su intervención en la jornada ‘El futuro de la agricultura se juega en Europa’ indicó que Castilla y León tendrá cinco o seis comarcas de secano, nueve o diez de regadío, tres o cuatro de cultivos permanentes (viñedo, olivar o frutales) y una de pastos. Además, Silvia Clemente señaló que la mitad de los agricultores tendrán sólo una región, el 38 por ciento dos y sólo el once por ciento, tres. Este nuevo modelo, en el que trabajan el Gobierno y las comunidades, pretende que los agricultores y ganaderos conserven el nivel de ayudas que tenían hasta ahora, ligados a los derechos históricos.

Para ello, el sistema de comarcas agrarias incluye un cálculo que tiene en cuenta las ayudas recibidas pero también el tipo de cultivo y la actividad ganadera. Clemente remarcó que va a ser «reconocida» gracias al esfuerzo de España ya que tendrá ayudas complementarias que compense la falta de superficie de territorio, especialmente, en el vacuno de cebo. Esto -dijo la consejera- afectará a Segovia, la provincia de la Comunidad con más cebaderos intensivos.

De esta forma, los derechos básicos que tenían los ganaderos se sustituirán por estas ayudas complementarias que supondrán 40 millones en total. Además, Clemente informó de que el componente medioambiental o ‘greening’, que supondrá el 50 por ciento del cheque, se acreditará mediante varios cultivos. Para ello, la Junta exigirá dos entre diez y 30 hectáreas y a partir 30, tres. Además, destacó que el próximo año se tendrá que justificar que el 20 por ciento de los ingresos proceden de la actividad agraria para recibir la PAC.

De todas estas novedades, surgidas del nuevo marco de la PAC, la Consejería informará a los agricultores y ganaderos a partir de junio. El objetivo es que los profesionales del sector, según Clemente, conozcan a partir de octubre los criterios que exigirá la administración para percibir las ayudas. En definitiva, la titular de Agricultura hizo hincapié en que están trabajando y «consiguiendo» un modelo que de «estabilidad» durante los próximos siete años.

 

Influencia europea

La consejera reivindicó la influencia de la política europea en Castilla y León, una comunidad “eminentemente agraria”. “El PP ha trabajado de manera intensa”, defendió la consejera que recordó que Arias Cañete rechazó en Bruselas la “tarifa plana” por la que cualquier agricultor y ganadero recibiría lo mismo, con independencia de los costes. Además, señaló que el modelo pactado hasta entonces hubiera duplicado el número de derechos, lo que a su juicio se habría traducido en un «empobrecimiento» de todos los perceptores de ayudas. También, destacó que se tenga en cuenta la «profesionalidad» de los productores.

La dirigente segoviana recordó que hablar de Europa es hablar de agricultura, ganadería y agroalimentación, sectores que representan un elevado porcentaje del PIB (Producto Interior Bruto) de Castilla y León. Silvia Clemente explicó que los fondos de Europa a través de PAC y el Feader representan el 30 por ciento de la renta agraria ya que anualmente la Comunidad recibe por estas vías 1.150 y 50 millones respectivamente. «Queda bien patente lo que significa para Castilla y León la política agraria», dijo.

El Partido Popular de Segovia ha organizado una serie de jornadas sectoriales sobre diversos asuntos de interés, como son las políticas llevadas a cabo por la Junta de Castilla y León en materia sanitaria, de servicios sociales y agricultura, además de analizar la Ley de Racionalización y Sostenibilidad de la Administración Local del Gobierno y la de Ordenación del Territorio de la Junta. El presidente del PP de Segovia, Francisco Vázquez, valoró la «férrea defensa» de los intereses que ha realizado Clemente en la negociación de la PAC.