El PSOE de Segovia mantuvo esta mañana un encuentro con las organizaciones profesionales agrarias de la provincia, UCCL, ASAJA, UPA y COAG para analizar los recortes en los presupuestos de la Junta y del Gobierno de España en la agricultura y ganadería, así como su repercusión en una provincia como Segovia, con un importante peso económico del sector agrario.

En el encuentro participó, el portavoz socialista en la Diputación Provincial, José Luis Aceves y la Portavoz Socialista de Agricultura y Desarrollo Rural de las Cortes de Castilla y León, Ana Sánchez. Por parte de los sindicatos agrarios participaron, Juan Manuel Palomares y Oscar Herrero por la UCCL, José María Llorente de ASAJA, Pedro Matarranz, Manuel Sastre y Javier Sastre de UPA y José Antonio Herranz, Paco Sastre y Mariano Aceves de COAG.

En el encuentro los representantes del PSOE y de las Organizaciones Profesionales agrarias calificaron de “muy delicado el momento que vive el campo y el medio rural con los severos recortes para el sector que contemplan los Presupuestos Generales del Estado con un 30% y los de la Junta con un 18 % de reducción”.

Para el Portavoz Socialista en la Diputación, José Luis Aceves, la Agricultura y Ganadería “han dejado de ser un sector estratégico para los gobiernos del Partido Popular, después de comprobar los drásticos recortes en sus presupuestos”, aseguró el Portavoz Socialista. “Simplemente revisando el recorte en los presupuestos de la Consejería de Agricultura y Ganadería para 2012 con casi el 18 %, cuando la media del recorte del presupuesto global es del 3,24 %, es decir, quintuplica el recorte del presupuesto global, y además en los últimos cinco años, ha sido del 26,65 %, podemos comprobar el abandono del PP al medio rural y sus pobladores”, indicó Aceves.

Para la procuradora Ana Sánchez, “es preocupante que el sector ganadero, que vive una crisis profunda, no sólo no vea ni una sola iniciativa nueva de cara a paliar esta situación, sino que además soporte recortes del 20 % en sanidad animal, o del 46 % al sector lechero. Da la impresión que Rajoy y Herrera pretenden descargar la crisis en las clases medias, y aquí en el medio rural de Castilla y León, no tienen compasión de los agricultores y ganaderos, señaló Ana Sánchez”, manifestó durante su comparecencia.

Ana Sánchez analizó durante este encuentro con detalle los presupuestos autonómicos para 2012 y consideró que “la Consejera de Agricultura de la Junta de Castilla y León, Silvia Clemente, descarga la crisis en primera persona, en los agricultores y ganaderos, con medidas como la desaparición a las ayudas a la remolacha, los seguros agrarios o los planes de pensiones”.

“La desaparición de ayudas a la remolacha es inexplicable. El sector emplea en Castilla y León a más de cinco mil agricultores, una producción de más de treinta mil hectáreas, que molturan cuatro fábricas, dos industrias y una cooperativa; paradójicamente, con un plan aprobado entre la Junta y las industrias. Por tanto, desaparece la ayuda a la remolacha firmada y aprobada”, denunció Sánchez.

Asimismo, la procuradora aseguró que la partida de Seguros Agrarios desaparece totalmente. “Después de veinte años con un convenio en el que se ha funcionado muy bien, desaparece de forma unilateral y sin que nadie lo esperara, con consecuencias muy negativas: encarecimiento de costes, pérdida de competitividad con respecto a otras Comunidades Autónomas. Desaparecen las asignaciones a los planes de pensiones, que eran una de las pocas medidas que sí funcionaba para la incorporación de jóvenes al sector, por lo tanto las promesas de Clemente de incorporación se tambalean”, reiteró.

Pero para Ana Sánchez, uno de los mayores descensos que se produce en el presupuesto de 2012 es en el Programa de Desarrollo Rural 414 (reforma agraria). El descenso de esta partida es del 26%, pasando de 98.500.000 euros en el año 2011 a 53.900.000 euros para este ejercicio. Completado con un 86% de reducción en los presupuestos generales del Estado. “Eso significa un tremendo parón en la extensión y modernización de las infraestructuras de regadío, actuaciones de concentración parcelaria y servicios asociados, a obras de comunicación entre núcleos rurales y de equipamiento, y servicios en polígonos ganaderos y agroindustriales, y, además, instalaciones de carácter asociativo y cooperativo o que mejoren las condiciones de vida en el medio rural”, aseveró la procuradora.

Sánchez señaló, como “dato significativo del abandono del PP al medio agrario”, que en cuanto a los nuevos regadíos, la inversión prevista en el Plan Integral Agrario de Castilla y León para el Desarrollo Rural era de 286 millones de euros para todo el periodo, y que a fecha 26 de abril de dos mil doce solamente se había ejecutado el 9,32 %; unos 26 millones de euros. “Es sorprendente los escasos objetivos de este presupuesto en el tema de infraestructuras rurales y concentración de la base territorial. A través del FEADER se pretende realizar una inversión de 74 millones de euros, y, con el Plan Integral, 290 millones de euros, de los que solamente se han ejecutado 25.898.000 euros; o séase, el 8,93%”, aseguró la portavoz socialista de agricultura”, concluyó.