La ciudad de Segovia sigue trabajando para hacer de su conjunto histórico un lugar más atractivo, pero también más sostenible y respetuoso con el medio que nos rodea. Para ello se han realizado diversos estudios que han permitido elaborar un mapa del estado actual de la iluminación de los monumentos, plazas, jardines y paseos que componen el Conjunto Histórico de Segovia. Es la primera vez que se hace una medición de valores en altura y un mapa de contaminación lumínica en un conjunto histórico.

Para la obtención de los datos en altura ha sido necesaria la realización de numerosos vuelos con un optokóptero -helicóptero de ocho hélices- dotado de sensor de altura y cámara digital, apoyado con un exhaustivo trabajo de campo de fotógrafos, arquitectos e ingenieros industriales.

Tras realizar las evaluaciones necesarias de la iluminación se han obtenido los datos de potencia instalada y energía consumida, la medición de niveles de iluminación en servicio, la valoración de la contaminación lumínica, deslumbramientos y uniformidad, así como la valoración del efecto plástico conseguido

Con este nuevo proyecto se persiguen varios objetivos, destacando la búsqueda del “urbanismo de la luz”, un concepto que refleja la necesidad de planificar el uso de la luz artificial como un elemento esencial en el orden visual de una ciudad. Este nuevo concepto mantiene los fines actuales de realzar valores arquitectónicos, poner de manifiesto la importancia histórica y ayudar a la conservación a través de la valoración social y cultural de los mismos.

Atendiendo a razones de sostenibilidad y responsabilidad medio ambiental, la nueva iluminación monumental tratará de eliminar la contaminación lumínica y buscará la máxima eficiencia energética posible, administrando la energía de manera elegante y prudente, de manera que la nueva iluminación aliente el paseo nocturno por el casco histórico e invite a descubrir cada uno de los monumentos y rincones de la ciudad. Gracias al desarrollo tecnológico, a través de sistemas led es posible lograr una mayor eficiencia lumínica, mayor vida útil, ausencia de mantenimiento, reducción huella de carbono, ausencia de mercurio, etc.

Los objetivos generales del futuro Plan Director pretenden reducir la potencia de las lámparas instaladas y el flujo luminoso enviado a la bóveda celeste. Además, mediante este tipo de iluminación se establecerán “paseos turísticos nocturnos”, se definirán las vistas panorámicas de la ciudad. Gracias a este Plan, Segovia poseerá un estudio económico de la viabilidad en razón de ahorro energético, así como la documentación necesaria en la forma adecuada para la promoción de dicho plan y la búsqueda de patrocinios.

Como avance de este futuro Plan de iluminación tenemos dos ejemplos recientemente inaugurados, la Puerta de Santiago y la Real Casa de Moneda.

Este estudio se ha realizado gracias a la subvención de 50.000 € concedida por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte – Subdirección General de Protección del Patrimonio Histórico, de los que 21.460,56 € se han dedicado a Estudios previos para la realización del Plan Director y los 28.538,59€ restantes a la Iluminación de la Puerta de Santiago y muralla adyacente.

A la rueda de prensa asistieron, además del Alcalde de Segovia, Pedro Arahuetes, y la Concejala de Patrimonio Histórico y Turismo, Claudia de Santos, las arquitectas que han realizado el trabajo de campo y la redacción del proyecto, Guida Ferrari y Ana Martín; y Miguel Ángel Rodríguez Lorite, coordinador del equipo de la empresa Intervento.