UPyD ha valorado positivamente que la Fiscalía inicie una investigación para determinar responsabilidades penales en la sociedad Segovia 21, “no solo en lo concerniente a su contrato con Fomento Territorial sino también con la denuncia formulada por UPyD ante el Presidente de la Diputación por la pérdida de un millón y medio de euros y las responsabilidades que pudieran tener en ello todos los miembros del anterior Consejo de Administración”, han señalado.

Los magentas acusan a la institución provincial de “pasividad” y falta de transparencia ya que durante una reunión mantenida el pasado 3 de diciembre, como aseguran, se opusieron a ofrecer datos concretos sobre el perjuicio económico causado en la Sociedad fruto de una dación de pago del anterior Consejo y que podría haber beneficiado a la Sociedad Segóbrida del Eresma, teniendo “un gran perjudicado, la Diputación Provincial de Segovia y por tanto los segovianos”.

“En la reunión mantenida nos expuso verbalmente algunos extremos contenidos en el informe de la Diputación sobre la dación en pago pero no permitió su acceso directo y mucho menos mostró voluntad de hacerlo público resistiéndose por tanto a la difusión libre de esta información que en definitiva pertenece a los ciudadanos”, aseguran desde UPyD.

Además, a través de un comunicado la formación política no descarta la posibilidad de sumarse a la acción legal iniciada por la Fiscalía, aportando los informes elaborados por su parte “ante esta pasividad y la manifiesta falta de voluntad real por parte de la Diputación Provincial de Segovia y de Segovia 21 de ser transparentes”.

Para finalizar, la formación lamenta que tanto en el “expolio” de Caja Segovia como en el caso de Segovia 21 aparezcan las mismas caras “capitaneadas por Atilano Soto”, haciendo referencia a Manuel Escribano, Miguel Ángel Sánchez Plana o Jesús Sánchez. “Es otro ejemplo del daño que ha hecho y sigue haciendo a los ciudadanos la parasitación de las instituciones por parte de la clase política”.