La Cuesta de los Hoyos, ya ha sido rehabilitada. La Delegación Territorial de la Junta en Segovia da por terminados, los trabajos de estabilización del macizo rocoso situado en la parte izquierda de la Cuesta de los Hoyos y comunica a la alcaldía de Segovia la finalización del asunto para que adopte las medidas para poner en orden el tráfico rodado y peatonal en esta vía.

La reforma ha consistido en un saneo y una inspección previa del macizo del tipo sedimentario constituido por roca detrítica tipo arenisca, en cuyos trabajos de saneo se ha utilizado una retroexcavadora de treinta y dos toneladas y martillo rompedor de 2,5 toneladas, con objeto de eliminar las partes de roca inestables.

La consolidación de macizo se ha realizado mediante una membrana, romboidal de 300 por 300 milímetros, de cables flexibles de 8 milímetros de diámetro de acero de alta resistencia, 20 paños de 5 por 3 metros, reforzados por cable perimetral de alma de acero de 14 milímetros de diámetro. Junto a esta membrana se han procedido al cosido de la roca con bulones de acero de 3 y 5 metros de profundidad y 50 milímetros de diámetros, con una inclinación de 20 a 30 grados sobre la horizontal.

Asimismo se ha dispuesto una malla galvanizada de triple torsión de 8 por 10 centímetros y cables de 2,7 milímetros de diámetro en una superficie de 250 metros cuadrados, esta malla se ancla a tresbolillo mediante piquetes de 30 centímetros con objeto de evitar la caída de piedras de menor diámetro.

El proceso ha transcurrido como una verdadera etapa contrarreloj, dentro de la complejidad que implica el hecho de afrontar un derrumbe inesperado, en unas fechas que por la climatología y la gran cantidad de días festivos, han añadido un plus considerable de complejidad.

Compaginar la mayor celeridad posible en la ejecución de la consolidación, con medios humanos y materiales extraordinariamente especializados, para asegurar una estabilidad de este talud pensando en el tráfico rodado y peatonal que por allí discurre, haciéndolo converger con las necesarias medidas de seguridad en el trabajo, en todas y cada una de las operaciones que se han llevado a cabo, es una tarea complicada.

El estado final se corresponde con los cánones de seguridad que, en este tipo de roca erosionada se acepta como admisible, según el criterio de los técnicos responsables de su ejecución.