El alcalde, Pedro Arahuetes, y el representante de la Agencia Funeraria Santa Teresa, Óscar de la Fuente, han firmado el convenio de colaboración en el que se establecen las líneas de cooperación, con el fin de facilitar y agilizar los trámites necesarios a los segovianos que deseen exhumar e incinerar a los familiares cuyos restos se encuentren en el cementerio municipal o en cualquiera de los cementerios de los barrios incorporados o entidad local de Revenga. El convenio tiene una duración de dos años

En primer lugar, indicar que la ley establece que los Ayuntamientos, teniendo en cuenta las competencias en materia de cementerios y servicios funerarios, pueden concertar la prestación del servicio de depósito de cadáveres con el tanatorio más próximo en el caso de que no puedan hacerlo directamente. Este es el caso del Ayuntamiento de Segovia y de ahí el acuerdo ahora alcanzado con la Agencia Funeraria Santa Teresa para que sea el Tanatorio Segoviano “San Juan de la Cruz” el que se haga cargo y lleve a cabo el servicio de depósito de cadáveres.

El convenio hoy firmado establece que el Ayuntamiento facilitará los trámites administrativos para la exhumación de restos mientras que la Agencia Funeraria Santa Teresa se compromete a prestar el servicio de depósito de cadáveres en el Tanatorio San Juan de la Cruz, pero además aplicará un descuento del 30% en las incineraciones de restos solicitadas por ciudadanos empadronados en Segovia con independencia del destino que quieran dar a los restos incinerados.

Por último, la agencia funeraria llevará a cabo, también, incineraciones de los restos óseos que estén depositados en el osario del cementerio municipal una vez al mes sin coste alguno para el Ayuntamiento.