El Consejo Político Provincial de Izquierda Unida de Segovia ha decidido por consenso y unanimidad que encabece la lista al Congreso de los diputados el actual coordinador provincial José Ángel Frías y que Ángel Galindo lo haga al Senado como señala el grupo político a través de un comunicado.

José Ángel Frías, segoviano de 41 años de edad, camarero y oficial en la especialidad de hidráulica y vigilancia del dominio público hidráulico. Empezó su militancia en las Juventudes Comunistas de Segovia de las que fue Secretario Provincial. En la actualidad es el Coordinador Provincial de Izquierda Unida y el Secretario Provincial del Partido Comunista de España. Es representante de los trabajadores por el sindicato CC.OO.

Ángel Galindo Hebrero, tiene 26 años, es licenciado en Ciencias Geológicas por la Universidad Complutense de Madrid, especializado en Geología Ambiental e Hidrogeología. Vinculado al movimiento ecologista, ha realizado varios cursos de educación ambiental y medio ambiente, como el de Ecología Social de Ecologistas en Acción. Responsable del área de juventud de Izquierda Unida de Segovia.

Según señala Izquierda Unida, Las candidaturas a nivel estatal fueron aprobadas en la Asamblea de Convocatoria Social celebrada durante todo el fin de semana pasado en Madrid, en la que han participado más de 650 delegados más de un tercio de ellos pertenecientes a asociaciones y movimientos sin afiliación a IU- y en la que, además se realizó el programa con el que se presenta a las elecciones generales del 20-N, donde han participado más de 500 asambleas locales celebradas en los últimos meses con más de 15.000 participantes. El programa electoral salió adelante por 433 votos a favor, ninguno en contra y 10 abstenciones.

El coordinador federal de IU, Cayo Lara, fue el encargado de cerrar este importante encuentro y lo hizo con un discurso en el que aseguró que “es la hora de la rebelión de los de abajo” frente a quienes “desde arriba, como PP y PSOE, han convertido la Constitución en papel mojado”, añaden. Además, asegura que el programa se irá desgranando a lo largo de la campaña electoral, un programa basado en la defensa de lo público, de la educación, la sanidad, la lucha contra los pelotazos urbanísticos, las centrales nucleares. Entre los puntos que citan como más novedosos está la exigencia de incluir en la Constitución que un porcentaje mínimo del Producto Interior Bruto se destine a los servicios sociales.

La campaña de Izquierda Unida se realizará a pie de calle donde los candidatos y candidatas intentarán llegar a la mayor cantidad posible de gente. Mientras tanto Izquierda Unida seguirá participando apoyando todas las movilizaciones en defensa de lo público y en contra de los recortes sociales como viene haciendo desde siempre y con la intención de llevar la voz de la calle a las instituciones.