El Alcalde de Segovia, Pedro Arahuetes, se congratulaba en rueda de prensa por la decisión adoptada por el delegado territorial de la Junta, Javier López Escobar, de ‘rescatar’ el proyecto presentado por el Ayuntamiento, y que plantea la construcción de un aparcamiento disuasorio junto al centro médico Antonio Machado.

López-Escobar, que en días pasados declaraba estar «dispuesto a escuchar cualquier propuesta», apuntó también no haber recibido ninguna por parte del Ayuntamiento, a pesar de la insistencia del Alcalde por afirmar que esos escritos, en los que se pedía la cesión por parte de la Junta de los terrenos de su propiedad, «se enviaron en su día por dos conductos diferentes, Pilar del Olmo, Consejera de Hacienda, y por el entonces consejero de Sanidad de la Junta, Francisco Javier Guisasola».

El equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Segovia explicaba esta mañana que en el último pleno municipal del año 2009 ya plantearon a la Junta de Castilla y León un anteproyecto, que pasaba porque la Junta ceda al Ayuntamiento una parcela de su propiedad, situada frente al complejo sanitario, para que pueda materializarse el proyecto de construir un aparcamiento subterráneo con capacidad para 550 vehículos, que sea gratuito o de bajo coste para los familiares y enfermos que acuden a las consultas.

Pedro Arahuetes afirmaba que el proyecto sigue en pie, al tiempo que agradecía «el interés de la Junta por las peticiones del Ayuntamiento», aunque mostraba «extrañeza» ya que «ese expediente lleva guardado en algún cajón 4 años». Arahuetes recordó también que, «el Partido Popular es quién tiene el poder, y la capacidad política, de resolver el problema del parking» y que en su día, «los costes de la construcción eran asumible perfectamente.