Muchas familias esperaban impacientes el poder hacer útil las células de su cordón umbilical, unos cono donantes altruistas y otros optar a la posiblidad de contratar el almacenamiento propio de las células y de la sangre. Desde el jueves, cuando se solicitó oficialmente la primera extracción privada por parte de una familia (que estrenó el servicio a las 21:45 horas del 19 de agosto), otras dos pacientes han reclamado los servicios, ambas para la donación pública.

Hace tan sólo unas semanas, la Junta autorizó al Hospital General la extracción, una medida que es un “avance”, ya que permite la investigación y el tratamiento de enfermedades hematológicas como las leucemias, las enfermedades metabólicas e inmunodeficiencias entre otras. Esta opción, muy demandada entre los futuros padres y completamente desconocida por los mismos, era hasta ahora imposible en la ciudad y tiene muchas ventajas en el transplante de células madre adultas para aquellas personas que lo necesiten en un futuro. Hasta la fecha, según ha podido confirmar esta redacción en el servicio de atención al paciente se permite donar la sangre y las células a un banco público, fuera de la comunidad, o bien contratar los servicios de una clínica que permitirán el uso particular de las células, si fuera necesario para el tratamiento de futuras enfermedades.

Aunque aún esta posiblididad no es muy conocida entre la población segoviana, de hecho en atención al paciente únicamente te informan en el complejo aistencial entre las nueve de la mañana y las dos de la tarde (coincidiendo con el horario laboral y sin dar la posiblidad de informar telefónicamente a los pacientes), poco a poco los segovianos se suman a una opción que, en la región, ya llevaba en marcha en otros hospitales. A fecha de hoy, los segovianos tenemos dos opciones (la donación altruista a las instalaciones de Santiago de Compostela o el contrato privado en la empresa Crio-Cord, la única con la que en la actualidad hay convenio (en otras provincias de Castilla y León se puede elegir entre varias).

 

– Donación altruista al banco de Santiago de Compostela

La recogida de sangre de cordón en los Servicios de Ginecología y Obstetricia de Castilla y León y su almacenamiento en frío en las instalaciones del Chemcyl, con el objetivo de garantizar el transporte adecuado de las unidades hasta Santiago de Compostela.

Como se sabe, la extracción de SCU se realiza siempre previo consentimiento informado de la donante, y el almacenamiento de la bolsa se realizará en el hospital en una nevera hasta que sea recogida para su envío al Chemcyl, donde los técnicos seleccionarán las unidades que cumplan los criterios oficiales para ser procesadas y criopreservadas. Antes de 48 horas desde la extracción esas unidades deberán ser remitidas al banco gallego para ser criopreservadas.

Una vez disponible el tipaje HLA de la unidad, ésta se incluirá en la base de datos del Registro de Donantes de Médúla Ósea (REDMO). Como se sabe, la sangre de cordón umbilical, al igual que la médula ósea y la sangre periférica movilizada, es rica en células progenitoras hematopoyéticas. Por este motivo se ha utilizado en trasplantes de enfermedades hematológicas (leucemias, inmunodeficiencias, enfermedades metabólicas). Además, la utilización de la SCU parece tener determinadas ventajas sobre la médula ósea o la sangre periférica, por lo que sus indicaciones son cada vez mayores.

– Almacenamiento privado (en Segovia, sólo con Crio Cord)

Otra de las opciones más demandadas es el almacenamiento y conservación en bancos privados de la sangre y células del cordón, para uso particular. El precio ronda entre los 1.500 y los 2.500 euros, ofreciendo distintos servicios: desde la extracción de células y, también, la posiblidad de conservar la sangre. Hasta la fecha, en Segovia, hay un concierto con una empresa privada aunque previsiblemente se producirán nuevos conciertos, ya que en otras provincias las castellano y leonesas tienen la opción de elegir clínica.

– ¿Por qué donar o almacenar el cordón umbilical?

Según explica la web de la Organización Nacional de Trasplantes, las “células madre” de la sangre de cordón umbilical pueden ser beneficiosas si se trasplantan a otros pacientes cuya médula ósea esté enferma. El trasplante a terceros permite producir nuevas células sanguíneas sanas, imprescindibles para la vida. Hasta la fecha, en Segovia, el cordón umbilical y la sangre que contenía eran desechados. Sin embargo, esta nueva opción permite que personas con enfermedades congénitas o adquiridas de la médula ósea tales como las leucemias agudas, son un ejemplo de potenciales beneficiarios de este tipo de donaciones de sangre de cordón umbilical.

La sangre del cordón umbilical contiene gran cantidad de células especializadas que permiten la renovación de las células sanguíneas. Si estas células son transplantadas a determinados pacientes cuya médula ósea se encuentra enferma, pueden obtenerse prometedores éxitos terapéuticos.